jueves, 6 de septiembre de 2018

Comunicado salud Charly garcía

"COMUNICADO LIMITE PRODUCIONES
Vimos uno de los shows más lindos que hizo Charly hasta que pudo. Fueron 14 canciones. La lista era más larga, pero cuando se bajó por primera vez el telón, se decidió que se hiciera la del Rex, con la que arrancó esta gira, de 19 temas.
Charly no quería parar. 
Rosarito se sentó al lado para darle apoyo. Luego los médicos recomendaron que no siga. A pesar de eso hizo “Shisyastawuman”, tema con el que cerraba la lista en todos sus shows.
A las 3AM los médicos nos dejaron tranquilos. Por suerte ya está recuperado descansando en el hotel."

martes, 4 de septiembre de 2018

Charly García fue declarado "Visitante distinguido" y "Doctor honoris causa" en la ciudad de Rosario.


Charly García fue muy bien recibido en la ciudad de Rosario, en donde después de cinco años sin tocar, se presentará mañana en la ex Rural, con localidades agotadas. En un parate en la prueba de sonido que se estaba llevando a cabo en el predio el músico recibió las distinciones.


A través de una propuesta de los bloques legislativos de “Ciudad Futura” y el “Frente Social y Popular”, dirigidos por las concejalas Caren Tepp y Celeste Lepratti, el Consejo Municipal lo declaró “Visitante Distinguido de Rosario” Le hicieron entrega del diploma que lo distingue,  “como muestra de homenaje y agradecimiento por su contribución al desarrollo de la cultura y la vida artística de nuestro país, y por su compromiso en la búsqueda de una sociedad más libre” según reza el mismo.  “Cerca de la revolución yo estoy cantando esta canción que alguna vez fue hambre”,  de la canción “Cerca de la revolución”  fue la frase que eligieron para poner también en él.

Por su parte La Facultad de Humanidades y Arte de la UNR, en una resolución firmada y entregada por el decano José Goity, le dio el título “Doctor Honoris Causa” de esa casa de estudios. Fue otorgado “considerando su compromiso social  a través del desarrollo de la música, destacando de un modo cabal su alto desempeño artístico. Y también que es uno de los representantes y referentes de la música argentina en todo el mundo. “


“Es, sin dudas, uno de los artistas más relevantes de la música nacional y de nuestra cultura. Ayer pudimos compartir un breve momento con él y brindarle esta buena noticia. Se mostró muy agradecido cuando le comenté que era muy importante sumarlo a nuestro claustro en este difícil momento por el que estamos atravesando los universitarios. ¡Gracias Charly, un grande de verdad!” publicó Goity.

Hernán para Cinema Veritè

Entrevista a Charly García, “como no estoy encerrado debo ser un genio”


La periodista Flavia Padín le realizo en exclusiva una entrevista a Charly Garcia para Telefe Noticias del Canal 5 de Rosario un día antes de presentarse en el predio de la ex Rural.


“¿Vos me tenés miedo?” me preguntó Charly, -No, yo te tengo amor- y ahí arrancó la charla. Emoción pura. “Hago música buena para buena gente, así que hay gente que eso no lo entiende. No entiende que se me dé la gana y haga un recital sin cobrar”, contó.

-¿Por eso Tesla y tu inspiración en él?
-Tal cual, mi papá había escrito un libro que hasta hace poco no sabía que estaba dedicado. Se llama “Matemática bla bla bla bla bla bla...” y ahí leyendo vi la Torre. Yo le tenía - porque se murió si no le tendría - mucho afecto, mucho cariño. Y aparte era un capo. Si, mi papá me inspiraba siempre, era muy “cool” se diría hoy.

-¡Como vos! La torre habla de la energía, era un visionario Tesla, esto de compartir algo que a nadie le convenía, que la energía fuera para todos ¿Vos haces lo mismo con la música?
-Bueno, yo no la ando tirando por ahí. Pero si vos tenés una habilidad, o tenés un conocimiento, y se te ocurre hacer una torre para que los marcianos se comuniquen con vos o te dicen va a haber corriente inalámbrica, o sea, el tipo tenía razón en todo. Lo que pasa que no cobraba y eso para los americanos es muy jodido.

-Es un pecado.
-Un pecado rabioso.

-Tenés tantas canciones que ¿Cómo haces en algún momento para detenerte y hacerle un listado para tocarle a la gente?
-Y, es como decís vos, tengo muchísimas canciones y por suerte ensayo mucho con las chicas. Entonces las canciones se eligen con buena onda, con amor, algunas son mas nostálgicas, otras no. Pero nunca voy a dar lastima en el escenario, aunque a alguno le gustaría.

-Estás en tu lugar natural, el escenario…
-Yo daba conciertos a los cinco años, en un conservatorio por primera vez. Cuando salieron los Beatles por suerte me abrieron la cabeza y me mude de ahí.

-Si no capaz que serias un concertista…
-Mira, mi ídola era Martha Argerich, pero un día me invito a la casa y me hecho por lo menos.

-¿Por qué?
-No sé, a mí me gustaba el peinado que tenía, era medio tipo Keith Richards. Pero me mandó a buscar y empezamos a comer y todos me tiraban mala onda y la despedida fue “porque yo no voy a cantar rock”, y yo “tampoco te voy a componer nada”.

-Te tiraba mala onda.
-Si, no sé, la verdad que no sé porque.  O puede ser que el chofer, porque yo le comenté, le haya dicho que yo no la había escuchado nunca, pero es verdad, no la escuche nunca. Pero me di cuenta que era una re grosa, se parecía a Keith Richards.

-Con el que decían que tenían mala onda era con el Flaco Spinetta y sin embargo hicieron ese himno que es Rezo por vos y se querían muchísimo.
-¡Nos súper queríamos!, de hecho yo estaba ensayando en el Buenos Aires y se acercó el flaco. Y yo no lo conocía - bue lo conocía pero no personalmente - y me dijo que me cuide de estar rodeado de gente “tóxica” como se dice ahora. Y me pareció un gesto bárbaro porque además Spinetta es un tipo que habla como sus canciones, “mañana es mejor” (NdR: imitando la voz de Luis) y me pareció muy cariñoso. Y además que era un genio  ¿No puede haber dos genios?, sí.

-Como dice tu canción, ¿El más cuerdo es realmente el que mas loco está?
-Siempre fue un poco así, porque a Beethoven a Liszt a Mozart los encerraban, o sea yo cuando tenía doce, trece años, pensaba, ¿Soy un genio o soy un loco? Y dije, “como no estoy encerrado debo ser un genio” y eso con una madre  que dice “sos un genio, es un genio”, OK, soy un genio. Después decidí cambiar el rumbo para ser una estrella de rock y ahora no sé que voy a hacer, voy a jugar al básquet. Me van a tener por mucho tiempo, ¡salud!

Por: Flavia Padín
Transcripción: Hernán para Cinema Veritè

Entrevista a Charly García: “Si vas a sufrir es mejor terminar una canción que quedarse sin nada.”


En una charla con Rodolfo Barili, uno de los conductores de Telefe Noticias, Charly habló de su carrera, de la política y de su relación con otros ídolos de la música. Aquí todo el dialogo editado y, un poco, ordenado caprichosamente:

“He hecho muchas notas en mi vida no sé cuántas pero por alguna razón, que yo entiendo,  este es especial ¿Cuántas leyendas vivientes tienen argentina?, hoy vamos a entrevistar a una.”

-¿Qué haces, cómo estás?
-Yo muy bien, motivado con tocar y todas esas cosas ¡vendo tres Gran Rex en diez minutos! Que increíble eso.

-¿Qué significa tocar hoy para vos? 
-Mirá, es lo que hice casi toda mi vida.

-¿Qué te pasa con la relación con los chicos? Porque los cuarenta y pico - y mas - te conocemos y seguimos ¿pero los Millenials?
-Bueno, ellos tienen hijos que ahora se llaman Millenials. Me siento, sin pedantería, un poco invitado de todas las casas en las que me quieren los padres y los hijos, la verdad que es muy impresionante.

-Para el Gran Rex próximo había haciendo fila un montón de pibes, de unos 14 años, para comprar las entradas…
-Si, parece el Adiós Sui Generis.

-Contame, ¿que recordás de los pibes en la puerta aquella vez en el Luna Park?
-Yo estaba con un amigo que tenía un Citroën de esos chiquitos y después con este amigo dábamos  vueltas al Luna Park porque no podíamos creer la cantidad de chicos que había, así que, bien. Fue una idea mía lo de juntar toda la gente en un lugar, porque antes hacía ocho shows, como los bailanteros de ahora, y yo dije: “¡Hey!”, hice la suma y me di cuenta que en una noche podía hacerlo. Y acordate que en esa época había que ser valiente para salir a la calle, porque te llevaban porque tenías el pelo largo, por esto, lo otro…

-¿Te acordás la historia de rasguña las piedras, qué se contaba, fue uno de tus primeros temas no?
-¿Rasguña las piedras? Mira, todo el mundo cree que se lo hice a una novia paralítica o que se había quedado muerta, eso es una creencia urbana.  No, yo empecé a componer;  así en serio; como empezar el tema que tenga su estribillo, cuando tendría once, doce años, además que estudiaba piano en conservatorio.  Reformatorio, decían mis amigos. Y ahí aparecieron los Beatles y dije, chau.

-Te cambió todo, ¿Cuál fue la primera canción que escuchaste de los Beatles?
There’s a place, que tiene una nota que no tenía una modulación frecuente, esa nota dije: "¿Cómo? ¿Qué?", porque tengo oído absoluto.

-¡Una sola nota! ¿Es verdad lo de Falú que en la guitarra le decís: “maestro en la quinta esta desafinada”?
-Sí. Falú, un monstruo, mi mama me dijo: “¿Que decís?” y Falú me dijo: “no, vení mocito, ¿Cuál?”, “esa, la quinta” le dije.

-¿Qué edad tenías? ¿Ahí descubrís que tenes oído absoluto?
-Ocho, siete años. Yo creo que lo sabía desde antes, de que podía escuchar el ambiente en un lugar y decodificar la música que había ahí. Y bueno después de tanto escuchar música clásica, los Beatles, bueno, eso era otro mundo.

-¿Crees que puede aparecer otro Charly o por qué hay un solo Charly?
-¿Otro Charly? ¡Quieto o disparo! Yo no sé si hay tanta gente que se puede tirar de un décimo piso.

-¿Hace mucho que no vas a Mendoza? Porque ahí también te detuvieron.
-Son los conflictos entre el artista músico y la policía, esto, el otro, política. Un día voy a hacer un libro. Leí un libro muy bueno sobre mí que se llama “Charly en el país de las alegorías”. Alegorías es mas que metáfora, y me interesó y me interesa que los chicos, esos Millenials, lean.

-¿Qué tendrían que leer que este bueno?
- Música, eso mas bien que estaría bueno, que la gente tuviera el oído a nivel de los ojos, digamos en una proporción equidistante.

-Pero decime, yo escuchó y escuchó ruidos, ¿vos qué escuchas?
-Pajaritos (risas)

-Hablemos de tu obra, mirá, traje vinilos, casettes y CD tuyos… 
-¡Uh, doce mangos! ¡Es como Capusotto que va a buscar discos de Porsuigieco al parque Rivadavia!

-A ver, Tango.
-Me gusta mucho porque lo hice con Pedro que es un músico increíble.

-Piano bar.
- Es mi acercamiento al tango. Y tiene Revolución que funciona con Videla, en otros países por ejemplo en Chile, yo digo yo que nací con pinocho y nadie aplaude nada, acá con Videla sí. Yo hacía música cuando estaba Videla, o sea no es tan difícil, pero yo hice siempre música.

-Yendo de la cama al living.
-Lo hice por mi hijo que estaba escuchando Seru Giran y las canciones de Seru eran muy complejas, cambiaban todo el tiempo y me toca la puerta y me dice: “Papá un tema es uno”  e hice (NdR: toca las primeras notas de yendo de la cama al living), ¡Ok, eso va!

-Clics modernos.
-Mi mejor disco. La tapa es en Nueva York, el Soho, que acá sería Hollywood. Fuimos con un fotógrafo amigo que tenía allá y empezamos a caminar y cuando vi esto, dije: “la sombra”, me sugirió muerte y el corazón esperanza. Modern clix  que quiere decir clic moderno. Después fui al estudio con mi ingeniero, que no entiende castellano o entiende poco, y vieron unos amigos y cuando le toque Los Dinosaurios, se pusieron a llorar y el ingeniero no lo podía creer.

- Tenés tantas canciones lindas, ¿tenés una canción que vos digas “esta” es la canción?
-Instituciones;  No soy un extraño, que me lo pidió Chacho Castaña para que lo haga en un disco de él, así que lo voy a hacer.

-¿Habla del exilio, No soy un extraño?
-No, a mí nunca me exiliaron, me exiliaba solo.

-Me hablaste de tu hijo, ¿te reencontraste con Migue?
-Si ahora somos grandes amigos.

-Después de mucho tiempo…
- Si, después de mucho tiempo, lo que pasa que él agarró unos Millenials medios raros y eso le provocó la verdad que no sé qué, porqué toca y canta alucinante, y ahora está haciendo un disco.

-Pensaba en tu encuentro con Pete Townshend de The Who,  ¿te acordás cuando lo conociste en La Plata, qué te dijo?
-Si, “uno debe prepararse para morir no para vivir”

-¿Este encuentro te marco en algo?
-¡Y sí!, yo soy un gran fan de The Who, Tommy, ¡operas rock hacían los tipos! Y siempre tuve admiración por él, incluso en un disco mío pongo una frase de él y después por esas vueltas de la vida fui a ver a un filósofo que vivía a 5 cuadras de donde vivía Pete. Era un filósofo muy piola por qué me zafó de otra internación. El tipo este era muy gracioso, porque por ejemplo llamaban por teléfono a la casa de él y eran mis amigas, los mismos de siempre, y ponía el teléfono en altavoz y hablaban y dice ¿no ves? quiere que seas como ella cuídate, cuídate, bueno.

-¿Otro ídolo que te haya marcado? 
-John Lennon, también hay gente que tiene un talento increíble para la música y para las letras, que yo la considero muy importantes.

-Eso me lleva a cuando la viste a Yoko Ono y te dijo esa frase…
-“En este país no se puede hacer la teoría del dominó”, porque yo al día siguiente iba a lo de Carlitos.

-Y vos dudabas,” voy o no” y te dijo…
- “La política es muy importante para dejársela a los políticos”. Fui, nos invitó a comer, a mí y a mi banda, estaba Cipolatti también.  Yo mientras comían empecé a armar todos los equipos hicimos un recital ahí, y todos con el brazalete, parecía un bunker Nazi, Chiste. Say no more.

-¿Y a Cristina la conociste, no?
-Si la conocí, lo que más me acuerdo es cuando me invitaron a tocar el himno en la Plaza de Mayo y yo al final del himno agarre la guitarra y hice ¡paaaaf! y la rompí toda, puso una cara jaja . Porque yo quería que termine “o juremos con gloria vivir”, vivir no morir y morir como película argentina.

-Como el tango eterno,  y bueno ¿y a Macri que lo conociste en una fiesta brindando?
-Si, esto no se lo digan a nadie, un pequeño secreto: brinda con agua porque no quiere perder el control ¡Se acordó un poco tarde jajaja!

-¿Estás enojado con el presidente?
-No, para nada, la política es muy importante para dejársela a los músicos. Mira yo no sé qué es peor si ser amigo de Dios o un político.

-¿Pero sos de seguir la actualidad, miras tele?
-Si, miro tele ¿cómo crees que te conozco?

-¿Pero sabes de actualidad, de Centeno estás al tanto? ¿O está la tele prendida como para saber algo nada más?
-¿Para saber algo? ¡Difícil en la tele! ¿Disculpa no?...Pero si, miro, me gustan los Simpson y me gustan los programas de política, algunos son muy divertidos.

-¿Los tomas como diversión?
- Y sí, ¿si no cómo lo vas a tomar?

-Hiciste Tango con Pedro y después saltamos del tango 1 al 4, ¿En el medio estuvo el 3?
- El tres era con Gustavo y era increíble, nos juntamos en un lugar así como esta sala y empezamos con Pedro y se caían las paredes, era increíble. Son dos músicos que yo los quiero mucho, a Pedro y a Gustavo.

-Hablas en presente de Gustavo.
-Si, lo sé, yo lo quería mucho y Pedro también lo quería mucho.

-¿Y Spinetta?
-Con el flaco fue increíble, porque siempre nos quisimos mucho y la gente del rock pensaba que estamos peleados.

-Esa cosa de River-Boca.
-La cosa del River-Boca, pero en este caso River-River porque los dos somos de River. Almendra fue el primer grupo que me voló la cabeza, que dije ¡wow! Eso sin desmerecer a los otros próceres inventores del rock, porque realmente una vez que se está andando es fácil subirse, pero ¡hay que empezar arrancando!

- ¿La indómita luz, es de Luis?
-Si, nos juntábamos en casa y él venía con libros sobre la inquisición, las monjas que se inmolaban y todo este tipo de cosas. Y realmente fue un placer tan grande estar con él, al mismo tiempo que estábamos cantando eso en la tele se me quemo mi casa, increíble, y Luis se sintió culpable él y yo decía: “¡No Luis para!” Pero realmente fue, uno de los más grandes de acá.

-¿La música es el gran amor de Charly?
-Si, y muy celosa.

-¿Y cuándo se enoja o te cela?
 -Cuando por ejemplo empiezo a tocar un tema y alguien entra en la sala y me distrae, pero es muy linda. Me hiciste acordar a Mercedes Sosa, ¡que grande era la Negra! increíble, increíble. Eso es una cosa que me gusta a mí, a mí me parece que los fans se divierten más que los músicos. Yo cuando soy fan y voy a ver a Paul Mc Cartney me muero ¡Es mas divertido!

-¿Y qué te pasa cuando ves lo de Luis, lo de Mercedes,  lo de Gustavo? ¿Cómo vivís la vida, cómo lo sentís?
- Te agarra un gran dolor ¡Se murió Prince, mi madre!

-¿Y como ves el mercado de la música hoy?
-A algunos no le quieren pagar regalías, esto es un caos, en esta nueva forma de distribuir la música el único que gana no sé quién es, el dueño de la compañía. Perdón eh,  pero se está haciendo difícil.

- ¿Qué canción te gusta tocar a la mañana cuando te levantas?
-No me levanto a la mañana (risas). Arranco tipo once, doce.

-¿Qué se viene después de estos shows en Buenos Aires y Rosario?
-Alguien me dijo el Madison Square Garden pero me parece que era sanata. No sé. Estoy muy bien, estoy con una banda que me gusta mucho y que suena bien. Y estoy haciendo otro tipo de esquema, por ejemplo prohibí el catering ¿Quién va a comer esa porquería que te ponen? Me permito hacer esos rayos de la Torre de Tesla; Tesla era un ingeniero matemático e inventó la electricidad, no fue Edison, le robaron la patente.  Y además el tipo quería hablar con los marcianos, o sea, la torre era para hablar con Marte ¡Y era gratis! Eso era lo que le molesto a los norteamericanos, allá gratis no puede haber nada. Al final apago la luz de toda la ciudad, “¿Así que no crees?” pa pa pa.  Y me pareció una metáfora, analogía, lo que sea, sobre la utopía. Los tipos utópicos que tienen ilusiones que no es todo guita, guita y guita. Y este Tesla murió con 2 dólares y 25 centavos, pero paraba en el Plaza Hotel.  Extraño el Faena, mi viejo era tipo Tesla era matemático físico, hizo el Faena.

-¿Hizo el Faena?  Tu viejo entonces era un tipo medio ingeniero groso.
-Sí, ahí, traían de Holanda los silos que son los barcos donde vienen los cereales y esas cosas. Era un tipo divino, realmente lo extraño mucho.

-¿y cuál es hoy la utopía?
-Dejar el telefonito un rato empezar a tocar cuerpos, no hacer mal a nadie, progresar pero no progresar para uno solo si no hacer como Tesla.

-Siempre se dice “Volvió Charly” ¿Estás de vuelta de algo o siempre estás yendo?
-El chiste seria: “yo estoy dado vuelta”, pero no, ¡Que horrible estar de vuelta! No. Yo voy a donde se juntan las líneas paralelas, eso lo dijo Yoko, porque las líneas paralelas no se juntan  nunca.

-¿Entonces una eterna búsqueda?
-Sí, y a mí me divierte.

-¿La próxima canción, la planeas la sentís? ¿Cómo compones hoy?
-Y pero si lo digo todos me van a robar.

-El otro día escuche a alguien hablando de vos con el  que alguna vez habrás estado distanciado, Andrés Calamaro.
-¿Andrés? Ahora hablamos todos los días, bueno no todos los días pero me llama.

-¿El tiempo cura todo?
-¡O enferma todo! Lo que pasa que yo nunca tuve un problema así, como te puedo decir, pegarnos, o nada. A él le gusta mucho la corrida de toros, eso no me convence. Y bue los artistas somos así.

-Antes hablamos de los Millennials y me quedé pensando en tu canción “Primavera” y me parece que habla de este momento de tu vida. ¿Sentís que ya pasó todo lo malo y que vivís la primavera de tu vida?
-La primavera de mi vida espero que me dure. Primavera es una canción que alude a la rebelión juvenil, “al fin llegó la primavera”, basta de ir a la escuela, basta de, bueno, a mí me gustó mucho.

-Y hablas de los celulares y su gramática fatal.
-¡Y yo no tengo celular!, nadie me creen pero no tengo. Ni se hablar por teléfono.

-No quiero irme sin preguntarte; ¿Dios, o no hay nada? ¿Crees que hay algo?
-Te digo que en una parte de mi vida le daba bola a eso, sobre todo porque mi profesora de piano era híper católica y lo que hablaba ella era de los músicos y parecía que cuanto mas sufre un músico mejor es ¡A Chopin lo mató la mujer!

-¿Vos necesitaste sufrir para componer?
-No, o sea, todas las emociones  están al servicio de la música así que si vamos a sufrir es mejor sufrir y terminar una canción que quedarse sin nada.

-Yo te quiero decir gracias por dos cosas, la primera por esta nota, la segunda es por ponerle música, ser la banda de sonido de la vida de y un montón de gente que nos ve en casa yo, que he hecho muchas notas y alguna vez, creo en el 95 después del Mtv Unplugged, te hice una nota rápida y este momento lo espere mucho en mi vida y te quiero decir gracias en nombre de todos los tipos del otro lado, gracias Charly, gracias.
-De nada loco, chau.

Edición Hernán para Cinema Verite.

viernes, 31 de agosto de 2018

Muy alto en la torre Charly García fue protagonista de una noche inolvidable en el teatro Gran Rex.

Con una lista de 25 canciones y una performance vocal que mejora con cada presentación, Charly García protagonizó un concierto inimaginable en el teatro Gran Rex donde se escuchó una banda bien compacta y hasta hubo un encuentro cumbre con David Lebon para hacer dos temas de Seru Giran.


El show siguió el concepto de "La Torre de Tesla” usado como símbolo de la utopía que viene acompañándo a Charly en sus presentaciones oficiales en este año 2018; ya van tres en Buenos Aires, dos en Córdoba y el sexto será el 5 de septiembre en Rosario. Actualmente es parte de la religión que los eventos se anuncien “casi” de sorpresa dos días antes de habilitar la venta, y es fija que se agoten en minutos las entradas por internet y a las pocas horas en boletería (aunque en esta ocasión -quizás por la altura de mes y cierta incertidumbre económica reinante- hubo un remanente de entradas que se terminaron “recién” el domingo a última hora).

Desde temprano las puertas del Gran Rex se llenaron de cientos de fanáticos del genio del oído absoluto con sus clásicos brazaletes “Say No More” y remeras acordes. Ya adentro, cerca de las 21:20, la audiencia recibió los acordes iniciales de “El aguante” mientras “La torre” desde el centro del escenario tiraba rayos eléctricos. Con sombrero y saco azul de lamé García estaba cómodo en la punta izquierda del escenario, en el medio Rosario Ortega y como contrapartida, el teclado del Zorrito en la esquina opuesta y, atrás, los tres músicos chilenos, de izquierda a derecha: el guitarrista Kiuge Hayashida, el bajista Carlos González y el baterista Toño Silva.

Al tema inicial le siguió el único de Sui Generis de la lista, “instituciones”, continuado con "No soy un extraño" (donde cantó “Enciendo un porro para despistar”), tema que hizo que Charly se sacara el sombrero ante su propia obra. Marcando una noche que sería bastante verborrágica para García alguien en especial del público le llamó en un momento la atención, "mirá, está mi doble ahí. Ojo al piojo, eh, sí a vos. Ver a alguien parecido a vos ahí, que pagó la entrada y todo, te da impresión”, dijo sorprendido.

Anunciando que "Hoy es el día en que muere el rock" el espectáculo siguió al son de "Cerca de la revolución", con arenga incluida: “vamos que esto no es cumbia” tiró García. De excelente humor, entre "La máquina de ser feliz" y "King Kong", urdió una especie de chiste, "Say no more thank you Argentina… Peor sería Guns N´Roses. Pistolas y rosas -con ese tipo con el sombrero- hay que parar está invasión desmesurada tipo Trump al revés", largó.

A esta altura quedó en  claro, que Charly tiene un apoyo mas que sólido en su colosal obra; a la cual Random, su último disco, sumó un capítulo más que digno, y en la lista se mechan muy bien canciones como “La máquina de ser feliz”, la sublime y melancólica “Lluvia”, “Rivalidad”, “Otro” y "Believe", que se la dedicó a Pete Townshend, su ídolo de The Who.
Y hablando de ídolos, pidió "un brindis por el Flaco Spinetta" antes de hacer "Rezo por vos", la canción que compusieron juntos y, casi pensando en voz alta, dijo: "y la gente decía que nos odiábamos, al final entendieron", claro, son todos estos años de gente y de haberse metido ambos -como pocos - en el inconsciente colectivo argentino.

En la profética “Reloj de plastilina” Charly se despachó con varios solos de piano, luego haría parar la intro de "Asesíname" diciendo "qué músicos independientes... ¡nadie me mandó una carta documento para avisar que empezaba el tema!". Así pasaron "Yendo de la cama al living" y "In The City That Never Sleeps", que según su autor  fue: "un intento por entrar en el mercado anglosajón, sea eso lo que mierda sea." "Cuchillos” dispara directo al corazón con el recuerdo de la Negra Sosa: “Yo no me arrodillo ante nada, pero ella...”, señala Charly a la foto proyectada de la voz de Latinoamérica provocando una unánime ovación. Posiblemente haya sido la mejor interpretación de la noche y hasta mereció una edición oficial en el canal de Youtube del cantautor.

Como para no dejar descansar a la concurrencia de tener emociones fuertes llegó el momento cumbre, casi un regalo extra y el único invitado. "Entre tanto cariño y amor, quiero invitar a un compañero de ruta", dijo Charly antes de presentar a su ex compañero de Serú Girán, David Lebon. El guitarrista apareció con su Gibson y dijo: "Estoy feliz de estar acá, aunque no nos veamos todos los días, te amo y sé que vos también me amás". "Un aplauso para los dos ¡Vivíamos juntos!", agregó Charly, antes de despacharse con “No llores por mí, Argentina”, "Es solo rock and roll, but I like it", cantó Charly al final del tema. David amagó con abandonar el escenario, pero Charly le pidió que se quedara para hacer "esa canción que tanto te gustaba, la historia de una groupie". Cantando a dúo, los músicos interpretaron “Peperina” y todo el público se paró a gritar “¡Te amo, te odio, dame más!”.
Ya pasaban las diez de la noche del martes, después de despedir a Lebón y de tocar "Influencia", Charly le preguntó al Zorrito, “¿qué canción viene ahora?", a lo que el tecladista respondió que venía "Promesas sobre el bidet". Charly pidió "un aplauso para esta banda que Dios creó", y arrancó una potente "Demoliendo hoteles" con la que se cerró el telón.

Ahí la espera por los bises se alarga, pero la gente se quedó en su lugar, coreando primero un “Borobombón, esta es la banda de Say no More” y luego una seguidilla de canticos político-sociales: “Mauricio Macri, la puta que te parió, “Aborto legal en el hospital”, “Unidad de los trabajadores y al que no le gusta se jode” y “Macri basura vos sos la dictadura”. Al parecer no los detuvo el concepto de “cómo dejé de preocuparme por el Gobierno y amé la Torre” que estaba reproducido en los programas y las puertas del teatro. El que si se lo tomó al pie fue un espectador de pelo largo del superpullman, que pierde la paciencia: “Loco, basta, para qué mierda mezclan a Charly con la política” gritaba.

Fueron 20 minutos de parate en total, y -cuando la gente estaba ya cantando a capela “Inconsciente colectivo” y partes de “Rasguña las piedras” y “Seminare”- casi sin esperanzas de que se volviese a abrir el telón, eso fue justo lo que pasó. La banda sale de nuevo y canta “Los Dinosaurios” y el muchacho que se preocupaba por las mezclas políticas se llama a silencio  ante las miradas de quienes lo rodean, a esta altura hay que entender que Charly García no puede ser considerado “apolítico”, en tal caso será “apartidario”.
Sobre el final Charly mismo no puede evitar un “Qué temazo” al terminar “Pasajera en trance” pero es “Shisyastawoman” el tema que hace oficial el cierre de la noche. “Chau, gracias, hasta la próxima” se despide simplemente García, cerrando por enésima vez en tantos años el telón del Rex.


Un párrafo aparte merece la cinefilia del anfitrión, ya que las pantallas no son sólo para los rayos eléctricos de la Torre, sino también son usadas para reproducir partes de “2001 odisea del espacio”, de “Psicosis”, de “King Kong” (la versión original de 1933), de “Toro salvaje”, de “El increíble hombre menguante”, “Los productores”,  “The Devils” y “Springtime for Hitler”. Todo funcional a las canciones y combinado con imágenes icónicas de García como cuando se tiró a la pileta en Mendoza.

Está claro que ya a esta altura de las circunstancias Charly renace siempre en el escenario con el halo de una leyenda, de un sobreviviente y nadie quiere perderse esta enésima reencarnación del fénix de la música popular vernácula.



Lista

01-El aguante
02-Instituciones
03-No soy un extraño
04-Cerca de la revolución
05-La máquina de ser feliz
06-King Kong
07-Lluvia
08-Believe
09-Rezo por vos
10-Fax U
11-Otro
12-Reloj de plastilina
13-Rivalidad
14-Yendo de la cama al living
15-In the City That Never Sleeps
16-Asesíname
17-Cuchillos
18-No llores por mí, Argentina (invitado David Lebón)
19-Peperina (invitado David Lebón)
20-Influencia
21-Promesas sobre el bidet
22-Demoliendo hoteles
23-Los dinosaurios
24-Pasajera en trance
25-Shisyastawuman

Hernán para Cinema Verite
Foto: Nicolás Aboaf

lunes, 27 de agosto de 2018

Charly García vuelve a Rosario con la Torre de Tesla el 5 de Septiembre

ENTRADAS A LA VENTA A PARTIR DEL MARTES 28 DE AGOSTO.


IMPORTANTE: Se venderán hasta 4 (cuatro) entradas por persona por los puntos de venta y sistema web. Las entradas van desde $800 a $2000 (más costo de servicio)

El miércoles 5 de septiembre volverá a los escenarios el músico más importante y consagrado de nuestro país. Será en la ex Rural, presentando “La Torre de Tesla”, su show más reciente. La carpa hangar será testigo de una noche única.

Agotando los shows de Córdoba y de Capital Federal en minutos, el artista llega en un momento de esplendor donde repasa todo su repertorio y cancionero más destacado.

El concierto recorre todos sus clasicos desde “Instituciones” hasta su nueva producción lanzada en el 2017, “Random”.

PUNTOS DE VENTA A PARTIR DEL MARTES:

RosarioRock.com (Palace Garden, Corrientes 755)
Alcohol (Mitre 868)
TuEntrada (www.tuentrada.com)

Límite Producciones

jueves, 23 de agosto de 2018

Charly García se presentará en el teatro Gran Rex por segunda vez en el año el 28 de agosto



Charly García no para. Luego de los recitales que brindó este año en diferentes escenarios de Buenos Aires, y también en Córdoba, todo indica que el prócer del rock nacional volverá a tocar en el teatro Gran Rex el martes 28 de agosto.
Desde el entorno de Charly dejaron trascender que el recital de la semana que viene seguiría en la misma línea de los shows denominados La Torre de Tesla, con pocos cambios en relación a la lista de temas, pero a diferencia de los anteriores, con "un lujo de invitados".
El foco estará puesto en la idea de seguir compartiendo algunas canciones de Random -el álbum que García lanzó en febrero de 2017, con el cual ganó el premio Gardel de Oro-, como Lluvia, Rivalidad y La máquina de ser feliz, entre otras, y hacer sonar sus innumerables y eternos clásicos.
García, de 66 años, tuvo un paso exitoso por Córdoba en julio pasado: dio dos shows en La Plaza de la Música con entradas agotadas para presentar su espectáculo La Torre de Tesla. Vale aclarar que este 2018 sigue siendo uno de los más fructíferos años del músico, en comparación a los últimos tiempos, en cuanto a su salud y presentaciones en vivo.
Dando cuenta de una notoria mejoría, el hombre del bigote bicolor mantuvo durante este año una gran actividad, que incluyó su presentación en el teatro Coliseo el 15 de febrero, su paso por el escenario del Teatro Vorterix, como invitado de Turf, y un par de apariciones junto al ingeniero de sonido de The Beatles, Geoff Emerick, y a Alejandro Lerner. Además de su impecable presentación en el Gran Rex, el lunes 30 de abril, y sus dos shows en Córdoba, García tuvo un encuentro muy especial con Diego Armando Maradona a principios de agosto.
Ahora, todo va viento en popa para una nueva salida a escena de Charly, quien durante sus últimos recitales se mostró en buena forma al mando de sets sin interrupciones donde repasó -además de algunas canciones de Random-, parte de su historia con Sui Generis (con el tema Instituciones), Serú Girán (con No llores por mí Argentina) y varias etapas de su camino solista.
En la sala de la avenida Corrientes, García volverá a ser acompañado, como desde hace mucho tiempo, por el 'Zorrito' Fabián Quintiero en teclados, Kiuge Hayashida en guitarras, Toño Silva en batería, Carlos González en bajo y Rosario Ortega en voz.
Y una vez más, todo hace suponer que las entradas se agotarán en unos pocos minutos, la venta esta programada para mañana a partir de las 10 de la mañana en boleterias del teatro y por sistema ticketek. La venta en boletería es por orden de llegada, sólo en efectivo y máximo 4 entradas por persona.

  • PLATEA PLATINO - $2200 + $265*
  • PLATEA ORO - $2100 + $250*
  • PLATEA PLATA - $1950 + $235*
  • PLATEA BRONCE - $1800 + $215*
  • PLATEA BRONCE LATERAL - $1750 + $210*
  • SUPER PULLMAN FILA 1 A 5 - $1950 + $235*
  • SUPER PULLMAN FILA 6 A 10 - $1750 + $210*
  • PULLMAN FILA 1 A 7 - $1550 + $185*
  • PULLMAN FILA 8 A 13 - $1350 + $155*
  • PULLMAN FILA 14 A 19 - $1100 + $135*
  • PULLMAN FILA 20 A 24 - $900 + $110*
  • PULLMAN (SOLAMENTE FILA 25) - $700 + $85*