miércoles, 12 de diciembre de 2018

Charly García cierra el año este 18 de diciembre en el teatro Gran Rex


Charly García cierra el año en la calle corrientes. Luego de los recitales que brindó este año en diferentes escenarios de Buenos Aires, en Córdoba y en Rosario, el prócer del rock nacional volverá a tocar en el teatro Gran Rex el martes 18 de Diciembre.
En la sala del Gran Rex, García volverá a ser acompañado, como desde hace mucho tiempo, por el 'Zorrito' Fabián Quintiero en teclados, Kiuge Hayashida en guitarras, Toño Silva en batería, Carlos González en bajo y Rosario Ortega en voz.
Y una vez más, todo hace suponer que las entradas se agotarán en unos pocos minutos, la venta esta programada para mañana (jueves) a partir de las 10 de la mañana en boleterias del teatro y por sistema ticketek. La venta en boletería es por orden de llegada, sólo en efectivo y máximo 4 entradas por persona.

PLATEA PLATINO - $2400 + $290*
PLATEA ORO - $2250 + $270*
PLATEA PLATA - $2100 + $250*
PLATEA BRONCE - $2000 + $240*
PLATEA BRONCE LATERAL - $1900 + $230*
SUPER PULLMAN FILA 1 A 5 - $2100 + $250*
SUPER PULLMAN FILA 6 A 10 - $1900 + $230*
PULLMAN FILA 1 A 7 - $1700 + $205*
PULLMAN FILA 8 A 13 - $1500 + $180*
PULLMAN FILA 14 A 19 - $1250 + $150*
PULLMAN FILA 20 A 24 - $1000 + $120*
PULLMAN (SOLAMENTE FILA 25) - $800 + $95*

* AL PRECIO INDICADO, SE SUMA EL COSTO POR SERVICIO

Hernán para Cinema Verite

jueves, 6 de diciembre de 2018

Charly García vuelve a los escenarios porteños este 18 de diciembre



Primero fue Rosario Ortega, vocalista de Charly, que el miércoles en el programa radial “Su atención por favor”, conducido por Nicolás Artusi y Sol Rosales en FM Metro anunció: "No puedo decir todavía cuándo ni dónde, pero antes de fin de año Charly va a tocar en Capital Federal".
 Horas mas tarde Fabian Zorrito Von Quintiero, tecladista de la banda,  hizo lo propio al decir que iba a ir a Madrid a ver la super final entre Boca y River y tuvo que cancelar todo a último momento porque tocaba con García. Esto fue en el programa “Estamos motivados” en charla con el Bambino Veira en la radio 990.
Pero el remate llegó esta madrugada en el programa de TV “Nunca es tarde” conducido por German Paoloski -donde el  Zorro es parte del staff - cuando salió el tema de la cancelación del viaje. El tecladista volvió a decir que tocaba Charly, pero el que metió la pata fue Paoloski que dijo “¿el 18 verdad?”.  El Zorro no pudo negarlo y le recriminó, amablemente, que no se podía decir pero que bueno, lo hecho hecho está.
En lo que va del año, Charly y su banda se presentó tres veces en la ciudad de Buenos Aires. La primera en febrero, en el  Coliseo y después, Abril y Agosto, en el Gran Rex, teatro que esta disponible en esa fecha asi que es de esperar que repita locación. Aunque no seria extraño que quizás vuelva al Luna Park, también con fecha libre. Como sea hay que estar atentos, seguramente se haga público pronto ante la filtración de la fecha.

Hernán Para Cinema Verité

domingo, 18 de noviembre de 2018

Charly García y Herbie Hancock



15/11/2018 - El reconocido músico de jazz Herbie Hancock se presentó anoche en el estadio Luna Park. Charly García asistio al espectáculo acompañado por el productor José Palazzo, su músico el Zorrito Von Quintiero y Skay Belinson ex Patricio Rey, y le obsequió el segundo disco de La Máquina de Hacer Pájaros.
García pudo acceder a los camarines al finalizar el concierto y le entregó a Hancock un vinilo de “Películas” (1977), de la banda que formó con Oscar Moro, Carlos Cutaia, Gustavo Bazterrica y José Luis Fernández. Luego, los dos se dieron un abrazo afectuoso cuy registro fue subido en las redes sociales oficiales de ambos.
 “Charly me contó que por músicos como él cambio de Sui Generis a La Máquina de Hacer Pájaros”, dijó Palazzo. “En los camarines presencié una tremenda charla entre Skay y Charly. Que contó porque se llamó head hunters la primer Banda Herbie Hancock. Sin desperdicio”, agrego.
En el 2002 en una entrevista para la revista Rolling Stone, al ser consultado sobre qué estaba haciendo cuando irrumpió la última dictadura militar (1976), contó: “Cuando terminé con Sui Generis, empecé a ir a la oficina de Oscar López. Había un Farfisa, nada del otro mundo, pero yo me llevaba los grabadores, me armé como un miniestudio. Ahí compuse ‘¡Ah!, te vi entre las luces y el socio de Oscar López tenía discos de Genesis, que entonces no era muy escuchado acá: ‘Trespass’, ‘Nursery Crime’…hice varias canciones como minióperas… Cambié. Tenía los instrumentos en el momento correcto, salió toda la parte clásica que llevaba adentro y me sentí como pez en el agua. Al primero que llamé fue a Moro. Escuchamos un LP de Herbie Hancock, ‘Headhunters’, un tema que se llamaba ‘Camaleón’ y le dije: ‘Esto es lo que quiero hacer’”.
A Charly lo lleno tanto de energía musical el encuentro que del Luna se fue al Library Lounge del Faena y después de cenar zapo temas de The Beatles y algunos de sus clásicos con la Band House.

Hernán para cinema verité

jueves, 1 de noviembre de 2018

Charly García estuvo en la presentación del docu-reality sobre su vida y tocó para los presentes.


El martes a las 19.30 en el Library Lounge del Faena Hotel fue el lanzamiento oficial del  docu-reality sobre Charly García para el ciclo “Bios. Vidas que marcaron la tuya”, que se estrenará el domingo 11 de noviembre a las 22 por National Geographic.


Se trata de un material original sobre el genio musical, quien ofreció su experiencia personal y participación en la producción para ordenar el material de archivo existente y compartir parte de su intimidad para revelar detalles sobre su vida y obra, si es que se puede separar una de la otra.
En el documental se podrá ver cómo Julieta Venegas repasa junto a Charly su carrera como músico, partiendo desde la formación de Sui Generis, pasando por la separación de Serú Girán, el nacimiento de su carrera solista con el disco “Yendo de la cama al living”, su consagración con Clics Modernos y sus momentos más difíciles.
Amigos como Pedro Aznar, León Gieco, David Lebón, Billy Bond, Juanse, Palito Ortega, Rosario Ortega, Willy Iturri, José Luis Fernández, Joe Blaney entre otros testigos, especialistas y colegas recorren la historia del músico que reinventó la música en castellano y creó la figura de estrella de rock en Latinoamérica, marcando a fuego varias generaciones de todo el continente.
Además de que Charly hablará en primera persona, también puede ser considerado un “co-productor artístico” ya que junto a los suyos ayudó a ordenar el material de archivo (mucho inédito o casi desconocido), “y ofreció revelaciones sobre su vida y su obra” dijo Sebastián Ortega, el Director de Underground Producciones y del proyecto.
Apenas comenzó la presentación del programa entraron al salón Julieta Venegas, Hilda Lizarazu, Billy Bond, el baterista Willy Iturri, y otros famosos como Claudio Paul Caniggia, María Fernanda Callejón y casi todo el “Clan” Ortega.
 “Mi rol será mostrar los distintos segmentos del programa, bajo la dirección de Javier Berruti”, adelantó Julieta en la presentación.  Se proyectaron unos diez minutos de las dos horas del documental que, además, tendrá una Avant Premiere en la pantalla grande el próximo jueves en varas salas argentinas.
En estos minutos Hilda Lizarazu habla de “una celebración de la música”, León Gieco sobre  Sui Generis y  Juanse, de Los Ratones Paranoicos que dice que “musicalmente (hablar de García) es como hablar de Elvis o Los Beatles”. Y se lo ve al propio Charly, riéndose de sí mismo al describirse: “Soy zurdo, tengo oído absoluto, me tiro de un noveno piso y me salvo. Soy un freak, un monstruo”.  También se lo escucha decir que “la vida se parece más a un reality show”, mientras  se ven imágenes de su etapa “Say No More”.
Al terminar la proyección del adelanto, Sebastián Ortega dice a modo de breve discurso: “Quiero agradecerle especialmente a mi padre por haber cuidado a Charly. En su momento pensé que era una responsabilidad muy grande. Un trabajo imposible. Hoy Charly está acá y nos sigue regalando su música gracias a la amistad genuina que transmitió mi papá, Palito”,que se encontraba presente y atento pero alejado, como para no robar protagonismo. Al costado esperaba la palabra Diego Reck, vicepresidente ejecutivo de National Geographic para América Latina; “A este documental no lo elegimos nosotros sino el público”, dijo en alusión a un estudio de mercado que realizo la compañía en toda Latinoamérica.
La presentación del documental sobre la vida de Charly García no sería una presentación completa si no tocaba Charly García. Así fue que a eso de las 20.30, el protagonista hace su ingreso triunfal acompañado de sus asistentes que lo conducen directamente al piano del Library que Charly tanto conoce.
Después de la breve conferencia de prensa de los realizadores de Bios, García ofreció un mini concierto de unos 45 minutos que comenzó con “Los dinosaurios” y terminó con “King Kong”. El músico improviso una banda compuesta por Hilda Lizarazu y Rosario Ortega secundándolo en voces, José Luis Fernández -ex Máquina de Hacer Pájaros- en bajo y el histórico Willy Iturri en batería. Al terminar de interpretar "Asesíname", Charly dice quiero un whisky”, recibe un whisky, alza el vaso y dice a los presentes: “¡feliz navidad!”.

Set List:
1-Los dinosaurios.
2-Demoliendo Hoteles.
3-Promesas sobre el bidet.
4-Fanky.
5-Rezo por vos.
6-Cerca de la revolución.
7-Yendo de la cama al living.
8-Asesiname.
9-King Kong.

Por Hernán para Cinema Veritè

martes, 23 de octubre de 2018

Charly García festejó su cumpleaños 67 como mejor sabe, ¡tocando!


La semana comenzó con todo para el  ídolo más grande del rock argentino. Este martes 23 de octubre Charly García cumple 67 años y él, fiel a su tradición, decidió regalar un show a sus amigos más cercanos y otros afortunados.

Charly llegó al bar en su pintoresco auto antiguo, curiosamente también bicolor, a eso de las 20 del lunes  junto a su hijo y su banda para chequear sonido. En tanto que los invitados fueron llegando poco antes de las 22, y él se fue del lugar cerca de la 1 de este martes.
El festejo fue organizado por su pareja  Mercedes Iñigo,  en el bar Lucille de la calle Gorriti al 5500, mismo lugar que uso para festejar su cumpleaños anterior. Hasta allí llegaron muchas figuras de la música local, como Juanse, Fito Páez, Raúl Porchetto, Roberto Pettinato, Joaquín Levinton y el platense Manuel Garzón entre tantos otros. Por su puesto no faltó su banda estable integrada por Rosario Ortega, el Zorrito Von Quintiero y el trío chileno,  Kiuge Hayashida, Carlos González y Toño Silva.
Apenas pasadas las diez de la noche Charly arrancó su exclusivo show y eligió empezar con Happy and Real en una íntima versión triada junto a Roberto Petinatto que lo acompaño con el Saxo y con Fernando Samalea en la batería, mientras el ejecutaba los teclados y cantaba. Luego se sumó su banda conformada por Rosario Ortega en voz , el Zorrito Von Quintiero en teclados,  Kiuge Hayashida en guitarra, Carlos González en bajo y Toño Silva en batería. Se sucedieron varios clásicos, “Yendo de la cama al living”, “Instituciones”,” No soy un extraño” entre otros. Uno de los momentos más representativos de la noche fue cuando Juanse se subió al escenario para hacer una potente versión de “La Sal no Sala”. Y para el final se sumaría también Fito Páez para tocar “El Aguante” y cerrar definitivamente con “No llores por mi Argentina”.
Quienes también fueron de la partida fueron Andrea Rincón, José Palazzó, Renata Schussheim, Toto Ferro, Nicolás Cuño y su pareja, Mike Amigorena , Sophia Vitola, y el médico personal de García Rubén Mühlberger. Del clan Ortega dijeron presente -además de la mencionada Rosario- Julieta,  Sebastián y su novia Carla Moure.
Luego de la torta, Charly se fue del lugar a la 1 de la mañana, al parecer con algún problema mecánico ya que un grupo de fans que estaban “de guardia” en la puerta tuvieron que empujar el auto en el que se retiraba. Algunos invitados se quedaron hasta las 3 de la madrugada. Feliz cumpleaños Ave Fenix del Rock Latino!!!

Lista de temas
01-Happy and Real (Con Pettinato y Samalea)
02-Yendo de la cama al living
03-Instituciones
04- No soy un extraño
05- Promesas sobre el bidet
06- Cerca de la revolución
07- Otro
08- King Kong
09- La Sal No Sala (con Juanse)
10- Dileando con un alma
11- Asesíname
12- Shisyastawuman

Bises

13-El Aguante (Intro feliz cumpleaños, Con Fito, Petti y Juanse)
14-No llores por mí Argentina (Con Fito y Juanse)

Hernán para Cinema Verité

viernes, 5 de octubre de 2018

Domingo 11 de noviembre, estreno de la biografía de Charly García por NatGeoTv

Charly García será uno de los cinco artistas protagónicos del nuevo “docu-reality” de National Geographic  y producida por Underground.


En esta nueva serie, la mexicana Julieta Venegas será la cronista que sigue los pasos de Charly García. Durante un programa especial de dos horas se verán grabaciones inéditas en su mítico departamento de Palermo, de su regreso a la calle corrientes con su concepto “La Torre de Tesla” y, además, nuevos testimonios de allegados al músico.
Con el lema “Bios, vidas que marcaron la tuya” nos adentraremos en un retrato apasionante sobre el genio musical argentino que logra ubicarlo tanto al frente como detrás de cámara. Charly ofrece su experiencia personal y participa en la producción ordenando el material de archivo existente y compartiendo parte de su intimidad para la realización de un episodio revelador sobre su vida y obra.
“Esta nueva dinámica narrativa está en sintonía con la nueva dirección de National Geographic hacia un contenido atractivo para audiencias jóvenes. Identificar y difundir historias únicas e impactantes forman parte del ADN de National Geographic. Buscamos sorprender y cautivar con un acceso exclusivo a contenido audaz por su autenticidad y relato”, explica Diego Reck, vicepresidente ejecutivo de National Geographic Partners en América Latina.
“Charly García marcó una época y su vigencia a nivel internacional es una historia que merece ser contada. Esta colaboración con Underground nos permite traspasar la pantalla y realizar un acercamiento íntimo a uno de los mayores referentes del rock de América Latina”, acota Fernando Semenzato, vicepresidente senior de producción de National Geographic Partners en América Latina.
Por su parte, Sebastián Ortega, director general de Underground Contenidos, expresó que “Charly es un prócer de la música, un adelantado a su época, un artista único, en donde su vida personal y su obra no pueden definirse una sin la otra. Es un poeta referente de su tiempo y un orgullo nacional. Poder dar testimonio de las sensaciones que me despierta, a través de este programa que realizamos para National Geographic, me genera un gran entusiasmo y mucha emoción”.

El próximo domingo 11 de noviembre a las 22hs será la cita.


  • DirecTV, Canal 1204
  • Fibertel, Canal 1/HD.
  • TeleCentro, Canal 500/1070HD
  • Telered, Canal 170
  • Sky, Canal 1201
  • Red Intercable, Canal 680

Hernán para Cinema Veritè

viernes, 28 de septiembre de 2018

Deconstruyendo a Serú Girán

"Serú Girán. La historia" es el nuevo libro de Walter Ignacio Dominguez, una deconstrucción exhaustiva de uno de los grupos más importantes del rock argentino.



“El 28 de julio de 1978 me encontró abrigado. Había faltado al colegio. Estaba desde el mediodía haciendo cola en el Luna Park para entrar a ver algo denominado Festival de la Fundación Genética Humana (…) Iba a presentarse para un público masivo la nueva banda de Charly García”.

De esta manera, invocando sensaciones personales mientras se preparaba para asistir a los comienzos de la leyenda, inicia su análisis Walter Domínguez. De allí en más, acompañado por el relato coral de distintos músicos, el autor se sumerge en una deconstrucción exhaustiva de la obra de Serú Girán, uno de los grupos más importantes del rock argentino, a cuarenta años de aquel primer show que cambiaría la historia.

Sobre Walter Ignacio Dominguez:
Es músico y periodista (en orden cronológico). Cantó y tocó en bandas como Soldado Venga!, Astro y sus Boys, y Veneno. Tiene tres discos solistas editados (Rockero, Actitud WD y Tercero) y va por el cuarto, del cual adelantó dos singles en 2017.
Tiene amplia trayectoria en el periodismo gráfico, también trabajó en radio y TV. Actualmente es el editor jefe de “Spot” (la sección de Espectáculos, Cultura y Tendencias del diario Clarín) y está al aire en la FM Nacional Rock con dos ciclos, Asuntos pendientes (lunes a viernes de 8 a 10 hs.) y Domingo Walters, la otra cara del rock (domingo a las 10 hs.).

Editorial: Planeta
I.S.B.N : 9789504964124
Clasificación:Arte, Arquitectura y Diseño » Música » Pop y Rock
Formato: Libros
Disponibilidad: Actualmente sin stock (No disponible)
Páginas:224
Publicación: 01/10/2018 | Idioma:Español
PVP: $ 420,-

Hernán para Cinema Verité

lunes, 24 de septiembre de 2018

Charly García dio un show sorpresa tras sus problemas de salud en Rosario: “Está totalmente bien”


Después de la accidentada presentación por un pico de presión en Rosario, Charly García dio un íntimo show en el resto de su tecladista El Zorrito Von Quintiero.


Sábado por la noche. Fue un show en el Bruni del Zorrito Von Quintiero, últimamente con una “banda paralela” de acompañamiento Charly realiza este tipo de presentaciones sorpresas. En esta formación el anfitrión oficia de bajista, en la guitarra está el ex Viticus, Nico Bereciartua y, si está disponible, en la batería suele sentarse Fernando Samalea, como esta noche en cuestión. A García se lo vio perfecto, sin secuelas y con mucha energía.
El repertorio contó con canciones clásicas de su carrera solista, así se sucedieron “Cerca de la Revolución”, “Rezo por vos”, “Me siento mucho mejor”, y “No soy un extraño” que la cantó a dúo con Hernan Cucuza Castiello, el tanguero que la viene rompiendo con sus aires rockeros en una suerte de “Tanrock”. El guitarrista y gran amigo de Charly Fernando Kabusaky también participo esta velada.


Después de tocar y zapar como siempre, charlaron y se rieron de todo un poco. “Anécdotas y cuentos para varios libros. Una foto de los 80’s, los 90’s y del 2000 también. Reencontrarnos siempre es música” dijo el Zorrito.

Hernán para Cinema Veritè

lunes, 10 de septiembre de 2018

Todo sobre el show de Charly García en Rosario. Aguante el aguante.


Charly García se presentó en “El Hangar” de Rosario ante 4.000 personas; la torre de Tesla se encendió a las 21.25 y transmitió intermitentemente hasta las 22.45. Antes y después, algo que ya es casi un clásico de los shows de Charly, coros con variopintos canticos políticos.


En la base de la Torre (ubicada en el medio del escenario y con un muy buen efecto “lanza rayos”) estuvieron en un extremo Charly, sentado en su sillón y rodeado de teclados, Rosario Ortega en el centro de la escena, y el Zorrito Von Quintiero del lado opuesto.  La segunda línea por detrás la conformaron el trío chileno,  Kiuge Hayashida en guitarra, Carlos González en bajo y Toño Silva en batería.
La banda tocó “en concreto” unos 45 minutos repartidos en 14 canciones (Mas algún cover Beatle que no llegó a completar). El inicio, igual que en el Rex, fue con “El aguante”, pasó “Instituciones”, justo en el día que se cumplían 43 años del “Adiós Sui Generis” (5 de septiembre de 1975 en el Luna Park) y ahí Charly largó un "gracias Rosario", enseguida  conectó con “No soy un extraño”. Después de agradecer la designación de visitante distinguido de la ciudad, que la recordó como “ciudadano ilustre”, llegó “Cerca de la revolución” que tuvo la compañía visual de El increíble hombre menguante en las pantallas.
Acto seguido llegó la conmovedora "máquina de ser feliz", hasta allí todo prometía una noche llena de música. Pero algo pasaba, "¿Escuchan bien? ¿Está todo bien? Vamos a hacer pequeño intervalo de dos horas y media", sugirió Charly, mientras pedía que bajen el telón. Al parecer el equipo del músico lo tomó como una humorada ya que hizo caso omiso del pedido. "No tenemos cortineros, no tenemos dólares, no tenemos nada, loco. Ay Palazzo, Palazzo" dijo un Charly auténtico, y con un “y bueno sigue”, siguió.
Entonces franqueó el tema “King Kong”, con escenas del film homónimo original en las pantallas, y al fin el telón bajó. Intervalo corto. Desconcertó un poco, pero Charly volvió con "Lluvia", y luego una mención para Pete Townshend  antes de tocar "Believe", que incluyó filmaciones proyectadas de Charly (año 2000?) imitando al guitarrista de The Who. Segunda bajada de telón, esta vez la incertidumbre aumento pero la voz de García anunciando “El fantasma de la Opera” llego con una excelente interpretación de "Yendo de la cama al living" y emocionó a la audiencia. Pero ya Rosario Ortega estaba sentada a su lado, mas para contenerlo que para un acompañamiento “artístico”.
Siguió una parte de "With a little help from my friends" - The Beatles presentes con una canción que no pareció para nada elegida al azar - antes de "In the city that never sleeps". Luego "Asesíname" fue otro gran momento, el tema  ayuda y mucho claro, después "Cuchillos" trajo el recuerdo de Mercedes Sosa, con primeros planos suyos en la pantalla gigante.  “Tema que compuse cuando ya no había forma”, así anunciaba Charly a "No llores por mí, Argentina" que levantó al público con su estribillo catártico, pero Charly casi no la cantó, aunque si estaba dinámico en los teclados.
Nuevo y último intervalo con bajada de telón. Por último, y a modo de bis, "Shisyastawuman", el mismo cierre que en Buenos Aires.

Lo que pasó después fueron 20 minutos de incertidumbre a oscuras, ahí las luces se encendieron y la difusión boca a boca de un twitt de José Palazzo, productor de los shows de Charly, daba cuenta de lo definitivo del fin. “Terminó el show de Charly, faltaron cuatro temas pero no se sentía bien y preferimos terminarlo”, decía, pero en el recinto la confirmación oficial llegaría 20 minutos mas tarde ante la negativa del público de abandonar el lugar. Fue la periodista Flavia Padín que leyó por altavoces el siguiente comunicado:
“El show de Charly García se ha terminado, Charly no se sentía bien, faltaban unas pocas canciones para terminar pero no se sentía bien, por ese motivo creímos que lo mejor era que terminara de esta manera para que él se pudiera ir a descansar. Aguante el  aguante para Charly García que dejo todo arriba del escenario. Gracias a todos de parte de Charly, ¡Say no more!”, fin de la noche.
Horas más tarde se sabría que Charly sufrió problemas de presión alta, y la sugerencia de los médicos fue de no seguir con la presentación.
En definitiva lo que quedo de Charly en Rosario va mas allá de cuantos temas tocó, el gestó del músico de no querer irse y dejar todo en escena con un cuerpo que le pedía a gritos parar, eso es lo que vale. ¡Larga vida maestro!


Anexo: Detrás de la escena.

El productor José Palazzo contó al día siguiente cómo se sucedieron las cosas: "Llegó al lugar y probó el sonido de 8 temas. Luego subió al escenario lo más bien, como había subido en los conciertos del Gran Rex y Córdoba, y en el cuarto tema nos dijo que se sentía mal. Ahí los médicos que están siempre con nosotros lo atendieron, tenía la presión normal. Quiso seguir tocando porque se sentía mejor. Nosotros notamos que no estaba bien cuando siguió, estaba más flojito, mal y medio caído. Cuando venía una parte que él corta, bajamos el telón, habían pasado 13 temas y tomamos la decisión de no seguir. Los médicos le recomendaron que no siga, pero ahí se plantó que quería seguir tocando y le dejamos hacer un tema más. Tenía la presión alta".
Entonces Charly tocó Shisyastawuman, "bajamos el telón y él siguió un rato más sentado en el piano hasta que nos fuimos". Tocó 14 canciones, 1 hora 25 minutos de show. Para preservar y no correr ningún tipo de riesgo decidimos terminarlo ahí.  Le dieron una pastilla para la presión, durmió en el hotel y al otro día se fue para Buenos Aires sin ningún tipo de problema de salud extraordinario. Queremos minimizar al máximo cualquier tipo de riesgo, por eso avisamos 2 días antes los recitales, para constatar que está en condiciones" relató José.
Además, Palazzo confirmó que un médico acompaña al músico siempre y a todos lados a los que va. "Por eso creo que hicimos lo correcto en suspender el último recital", sentenció.

Por su parte el Dr. Mühlberger, médico personal de García, contó que hubo un par de episodios estresantes previos al Show. "Hubo un inconveniente técnico con un cable en el ensayo del día anterior que lo había inquietado bastante; por mas que él este acostumbrado, cada evento es diferente, el público es diferente y el entorno en general es diferente. Entonces el estrés siempre está. Además está preparando sus vacaciones para ahora, en poco tiempo que quiere viajar a Estados Unidos, y se venía levantando temprano para lo que era su costumbre. Yo considero que él ya comienza con un estrés importante que se reagudiza por todo el entorno de exigencia. Empezó a tener un malestar que se debió a un pico no muy alto de hipertensión arterial y se decidió parar todo para no sobre exigirlo”, relató el doctor. Y serenó diciendo que “esto puede pasar tranquilamente, es normal”. En cuanto a la exigencia contó sobre un diálogo que tuvo con el músico: “El otro día hablábamos  y me decía, ‘Yo amo a mis fans y vivo para este éxito que ellos me dan, siento que me exigen pero no puedo vivir sin ellos’”. Say no more.

Lista de temas:
01-El aguante
02-Instituciones
03-No soy un extraño
04-Cerca de La revolución
05-La máquina de ser feliz
06-King kong
07-Lluvia
08-Believe
09-Yendo de la cama al living
10-With a little help from my friends (fragmento)
11-In the city
12-Asesiname
13-Cuchillos
14-No llores por mi Argentina
                Bis
15-Shishastawuman

Hernán para Cinema Veritè

jueves, 6 de septiembre de 2018

Comunicado salud Charly garcía

"COMUNICADO LIMITE PRODUCIONES
Vimos uno de los shows más lindos que hizo Charly hasta que pudo. Fueron 14 canciones. La lista era más larga, pero cuando se bajó por primera vez el telón, se decidió que se hiciera la del Rex, con la que arrancó esta gira, de 19 temas.
Charly no quería parar. 
Rosarito se sentó al lado para darle apoyo. Luego los médicos recomendaron que no siga. A pesar de eso hizo “Shisyastawuman”, tema con el que cerraba la lista en todos sus shows.
A las 3AM los médicos nos dejaron tranquilos. Por suerte ya está recuperado descansando en el hotel."

martes, 4 de septiembre de 2018

Charly García fue declarado "Visitante distinguido" y "Doctor honoris causa" en la ciudad de Rosario.


Charly García fue muy bien recibido en la ciudad de Rosario, en donde después de cinco años sin tocar, se presentará mañana en la ex Rural, con localidades agotadas. En un parate en la prueba de sonido que se estaba llevando a cabo en el predio el músico recibió las distinciones.


A través de una propuesta de los bloques legislativos de “Ciudad Futura” y el “Frente Social y Popular”, dirigidos por las concejalas Caren Tepp y Celeste Lepratti, el Consejo Municipal lo declaró “Visitante Distinguido de Rosario” Le hicieron entrega del diploma que lo distingue,  “como muestra de homenaje y agradecimiento por su contribución al desarrollo de la cultura y la vida artística de nuestro país, y por su compromiso en la búsqueda de una sociedad más libre” según reza el mismo.  “Cerca de la revolución yo estoy cantando esta canción que alguna vez fue hambre”,  de la canción “Cerca de la revolución”  fue la frase que eligieron para poner también en él.

Por su parte La Facultad de Humanidades y Arte de la UNR, en una resolución firmada y entregada por el decano José Goity, le dio el título “Doctor Honoris Causa” de esa casa de estudios. Fue otorgado “considerando su compromiso social  a través del desarrollo de la música, destacando de un modo cabal su alto desempeño artístico. Y también que es uno de los representantes y referentes de la música argentina en todo el mundo. “


“Es, sin dudas, uno de los artistas más relevantes de la música nacional y de nuestra cultura. Ayer pudimos compartir un breve momento con él y brindarle esta buena noticia. Se mostró muy agradecido cuando le comenté que era muy importante sumarlo a nuestro claustro en este difícil momento por el que estamos atravesando los universitarios. ¡Gracias Charly, un grande de verdad!” publicó Goity.

Hernán para Cinema Veritè

Entrevista a Charly García, “como no estoy encerrado debo ser un genio”


La periodista Flavia Padín le realizo en exclusiva una entrevista a Charly Garcia para Telefe Noticias del Canal 5 de Rosario un día antes de presentarse en el predio de la ex Rural.


“¿Vos me tenés miedo?” me preguntó Charly, -No, yo te tengo amor- y ahí arrancó la charla. Emoción pura. “Hago música buena para buena gente, así que hay gente que eso no lo entiende. No entiende que se me dé la gana y haga un recital sin cobrar”, contó.

-¿Por eso Tesla y tu inspiración en él?
-Tal cual, mi papá había escrito un libro que hasta hace poco no sabía que estaba dedicado. Se llama “Matemática bla bla bla bla bla bla...” y ahí leyendo vi la Torre. Yo le tenía - porque se murió si no le tendría - mucho afecto, mucho cariño. Y aparte era un capo. Si, mi papá me inspiraba siempre, era muy “cool” se diría hoy.

-¡Como vos! La torre habla de la energía, era un visionario Tesla, esto de compartir algo que a nadie le convenía, que la energía fuera para todos ¿Vos haces lo mismo con la música?
-Bueno, yo no la ando tirando por ahí. Pero si vos tenés una habilidad, o tenés un conocimiento, y se te ocurre hacer una torre para que los marcianos se comuniquen con vos o te dicen va a haber corriente inalámbrica, o sea, el tipo tenía razón en todo. Lo que pasa que no cobraba y eso para los americanos es muy jodido.

-Es un pecado.
-Un pecado rabioso.

-Tenés tantas canciones que ¿Cómo haces en algún momento para detenerte y hacerle un listado para tocarle a la gente?
-Y, es como decís vos, tengo muchísimas canciones y por suerte ensayo mucho con las chicas. Entonces las canciones se eligen con buena onda, con amor, algunas son mas nostálgicas, otras no. Pero nunca voy a dar lastima en el escenario, aunque a alguno le gustaría.

-Estás en tu lugar natural, el escenario…
-Yo daba conciertos a los cinco años, en un conservatorio por primera vez. Cuando salieron los Beatles por suerte me abrieron la cabeza y me mude de ahí.

-Si no capaz que serias un concertista…
-Mira, mi ídola era Martha Argerich, pero un día me invito a la casa y me hecho por lo menos.

-¿Por qué?
-No sé, a mí me gustaba el peinado que tenía, era medio tipo Keith Richards. Pero me mandó a buscar y empezamos a comer y todos me tiraban mala onda y la despedida fue “porque yo no voy a cantar rock”, y yo “tampoco te voy a componer nada”.

-Te tiraba mala onda.
-Si, no sé, la verdad que no sé porque.  O puede ser que el chofer, porque yo le comenté, le haya dicho que yo no la había escuchado nunca, pero es verdad, no la escuche nunca. Pero me di cuenta que era una re grosa, se parecía a Keith Richards.

-Con el que decían que tenían mala onda era con el Flaco Spinetta y sin embargo hicieron ese himno que es Rezo por vos y se querían muchísimo.
-¡Nos súper queríamos!, de hecho yo estaba ensayando en el Buenos Aires y se acercó el flaco. Y yo no lo conocía - bue lo conocía pero no personalmente - y me dijo que me cuide de estar rodeado de gente “tóxica” como se dice ahora. Y me pareció un gesto bárbaro porque además Spinetta es un tipo que habla como sus canciones, “mañana es mejor” (NdR: imitando la voz de Luis) y me pareció muy cariñoso. Y además que era un genio  ¿No puede haber dos genios?, sí.

-Como dice tu canción, ¿El más cuerdo es realmente el que mas loco está?
-Siempre fue un poco así, porque a Beethoven a Liszt a Mozart los encerraban, o sea yo cuando tenía doce, trece años, pensaba, ¿Soy un genio o soy un loco? Y dije, “como no estoy encerrado debo ser un genio” y eso con una madre  que dice “sos un genio, es un genio”, OK, soy un genio. Después decidí cambiar el rumbo para ser una estrella de rock y ahora no sé que voy a hacer, voy a jugar al básquet. Me van a tener por mucho tiempo, ¡salud!

Por: Flavia Padín
Transcripción: Hernán para Cinema Veritè

Entrevista a Charly García: “Si vas a sufrir es mejor terminar una canción que quedarse sin nada.”


En una charla con Rodolfo Barili, uno de los conductores de Telefe Noticias, Charly habló de su carrera, de la política y de su relación con otros ídolos de la música. Aquí todo el dialogo editado y, un poco, ordenado caprichosamente:

“He hecho muchas notas en mi vida no sé cuántas pero por alguna razón, que yo entiendo,  este es especial ¿Cuántas leyendas vivientes tienen argentina?, hoy vamos a entrevistar a una.”

-¿Qué haces, cómo estás?
-Yo muy bien, motivado con tocar y todas esas cosas ¡vendo tres Gran Rex en diez minutos! Que increíble eso.

-¿Qué significa tocar hoy para vos? 
-Mirá, es lo que hice casi toda mi vida.

-¿Qué te pasa con la relación con los chicos? Porque los cuarenta y pico - y mas - te conocemos y seguimos ¿pero los Millenials?
-Bueno, ellos tienen hijos que ahora se llaman Millenials. Me siento, sin pedantería, un poco invitado de todas las casas en las que me quieren los padres y los hijos, la verdad que es muy impresionante.

-Para el Gran Rex próximo había haciendo fila un montón de pibes, de unos 14 años, para comprar las entradas…
-Si, parece el Adiós Sui Generis.

-Contame, ¿que recordás de los pibes en la puerta aquella vez en el Luna Park?
-Yo estaba con un amigo que tenía un Citroën de esos chiquitos y después con este amigo dábamos  vueltas al Luna Park porque no podíamos creer la cantidad de chicos que había, así que, bien. Fue una idea mía lo de juntar toda la gente en un lugar, porque antes hacía ocho shows, como los bailanteros de ahora, y yo dije: “¡Hey!”, hice la suma y me di cuenta que en una noche podía hacerlo. Y acordate que en esa época había que ser valiente para salir a la calle, porque te llevaban porque tenías el pelo largo, por esto, lo otro…

-¿Te acordás la historia de rasguña las piedras, qué se contaba, fue uno de tus primeros temas no?
-¿Rasguña las piedras? Mira, todo el mundo cree que se lo hice a una novia paralítica o que se había quedado muerta, eso es una creencia urbana.  No, yo empecé a componer;  así en serio; como empezar el tema que tenga su estribillo, cuando tendría once, doce años, además que estudiaba piano en conservatorio.  Reformatorio, decían mis amigos. Y ahí aparecieron los Beatles y dije, chau.

-Te cambió todo, ¿Cuál fue la primera canción que escuchaste de los Beatles?
There’s a place, que tiene una nota que no tenía una modulación frecuente, esa nota dije: "¿Cómo? ¿Qué?", porque tengo oído absoluto.

-¡Una sola nota! ¿Es verdad lo de Falú que en la guitarra le decís: “maestro en la quinta esta desafinada”?
-Sí. Falú, un monstruo, mi mama me dijo: “¿Que decís?” y Falú me dijo: “no, vení mocito, ¿Cuál?”, “esa, la quinta” le dije.

-¿Qué edad tenías? ¿Ahí descubrís que tenes oído absoluto?
-Ocho, siete años. Yo creo que lo sabía desde antes, de que podía escuchar el ambiente en un lugar y decodificar la música que había ahí. Y bueno después de tanto escuchar música clásica, los Beatles, bueno, eso era otro mundo.

-¿Crees que puede aparecer otro Charly o por qué hay un solo Charly?
-¿Otro Charly? ¡Quieto o disparo! Yo no sé si hay tanta gente que se puede tirar de un décimo piso.

-¿Hace mucho que no vas a Mendoza? Porque ahí también te detuvieron.
-Son los conflictos entre el artista músico y la policía, esto, el otro, política. Un día voy a hacer un libro. Leí un libro muy bueno sobre mí que se llama “Charly en el país de las alegorías”. Alegorías es mas que metáfora, y me interesó y me interesa que los chicos, esos Millenials, lean.

-¿Qué tendrían que leer que este bueno?
- Música, eso mas bien que estaría bueno, que la gente tuviera el oído a nivel de los ojos, digamos en una proporción equidistante.

-Pero decime, yo escuchó y escuchó ruidos, ¿vos qué escuchas?
-Pajaritos (risas)

-Hablemos de tu obra, mirá, traje vinilos, casettes y CD tuyos… 
-¡Uh, doce mangos! ¡Es como Capusotto que va a buscar discos de Porsuigieco al parque Rivadavia!

-A ver, Tango.
-Me gusta mucho porque lo hice con Pedro que es un músico increíble.

-Piano bar.
- Es mi acercamiento al tango. Y tiene Revolución que funciona con Videla, en otros países por ejemplo en Chile, yo digo yo que nací con pinocho y nadie aplaude nada, acá con Videla sí. Yo hacía música cuando estaba Videla, o sea no es tan difícil, pero yo hice siempre música.

-Yendo de la cama al living.
-Lo hice por mi hijo que estaba escuchando Seru Giran y las canciones de Seru eran muy complejas, cambiaban todo el tiempo y me toca la puerta y me dice: “Papá un tema es uno”  e hice (NdR: toca las primeras notas de yendo de la cama al living), ¡Ok, eso va!

-Clics modernos.
-Mi mejor disco. La tapa es en Nueva York, el Soho, que acá sería Hollywood. Fuimos con un fotógrafo amigo que tenía allá y empezamos a caminar y cuando vi esto, dije: “la sombra”, me sugirió muerte y el corazón esperanza. Modern clix  que quiere decir clic moderno. Después fui al estudio con mi ingeniero, que no entiende castellano o entiende poco, y vieron unos amigos y cuando le toque Los Dinosaurios, se pusieron a llorar y el ingeniero no lo podía creer.

- Tenés tantas canciones lindas, ¿tenés una canción que vos digas “esta” es la canción?
-Instituciones;  No soy un extraño, que me lo pidió Chacho Castaña para que lo haga en un disco de él, así que lo voy a hacer.

-¿Habla del exilio, No soy un extraño?
-No, a mí nunca me exiliaron, me exiliaba solo.

-Me hablaste de tu hijo, ¿te reencontraste con Migue?
-Si ahora somos grandes amigos.

-Después de mucho tiempo…
- Si, después de mucho tiempo, lo que pasa que él agarró unos Millenials medios raros y eso le provocó la verdad que no sé qué, porqué toca y canta alucinante, y ahora está haciendo un disco.

-Pensaba en tu encuentro con Pete Townshend de The Who,  ¿te acordás cuando lo conociste en La Plata, qué te dijo?
-Si, “uno debe prepararse para morir no para vivir”

-¿Este encuentro te marco en algo?
-¡Y sí!, yo soy un gran fan de The Who, Tommy, ¡operas rock hacían los tipos! Y siempre tuve admiración por él, incluso en un disco mío pongo una frase de él y después por esas vueltas de la vida fui a ver a un filósofo que vivía a 5 cuadras de donde vivía Pete. Era un filósofo muy piola por qué me zafó de otra internación. El tipo este era muy gracioso, porque por ejemplo llamaban por teléfono a la casa de él y eran mis amigas, los mismos de siempre, y ponía el teléfono en altavoz y hablaban y dice ¿no ves? quiere que seas como ella cuídate, cuídate, bueno.

-¿Otro ídolo que te haya marcado? 
-John Lennon, también hay gente que tiene un talento increíble para la música y para las letras, que yo la considero muy importantes.

-Eso me lleva a cuando la viste a Yoko Ono y te dijo esa frase…
-“En este país no se puede hacer la teoría del dominó”, porque yo al día siguiente iba a lo de Carlitos.

-Y vos dudabas,” voy o no” y te dijo…
- “La política es muy importante para dejársela a los políticos”. Fui, nos invitó a comer, a mí y a mi banda, estaba Cipolatti también.  Yo mientras comían empecé a armar todos los equipos hicimos un recital ahí, y todos con el brazalete, parecía un bunker Nazi, Chiste. Say no more.

-¿Y a Cristina la conociste, no?
-Si la conocí, lo que más me acuerdo es cuando me invitaron a tocar el himno en la Plaza de Mayo y yo al final del himno agarre la guitarra y hice ¡paaaaf! y la rompí toda, puso una cara jaja . Porque yo quería que termine “o juremos con gloria vivir”, vivir no morir y morir como película argentina.

-Como el tango eterno,  y bueno ¿y a Macri que lo conociste en una fiesta brindando?
-Si, esto no se lo digan a nadie, un pequeño secreto: brinda con agua porque no quiere perder el control ¡Se acordó un poco tarde jajaja!

-¿Estás enojado con el presidente?
-No, para nada, la política es muy importante para dejársela a los músicos. Mira yo no sé qué es peor si ser amigo de Dios o un político.

-¿Pero sos de seguir la actualidad, miras tele?
-Si, miro tele ¿cómo crees que te conozco?

-¿Pero sabes de actualidad, de Centeno estás al tanto? ¿O está la tele prendida como para saber algo nada más?
-¿Para saber algo? ¡Difícil en la tele! ¿Disculpa no?...Pero si, miro, me gustan los Simpson y me gustan los programas de política, algunos son muy divertidos.

-¿Los tomas como diversión?
- Y sí, ¿si no cómo lo vas a tomar?

-Hiciste Tango con Pedro y después saltamos del tango 1 al 4, ¿En el medio estuvo el 3?
- El tres era con Gustavo y era increíble, nos juntamos en un lugar así como esta sala y empezamos con Pedro y se caían las paredes, era increíble. Son dos músicos que yo los quiero mucho, a Pedro y a Gustavo.

-Hablas en presente de Gustavo.
-Si, lo sé, yo lo quería mucho y Pedro también lo quería mucho.

-¿Y Spinetta?
-Con el flaco fue increíble, porque siempre nos quisimos mucho y la gente del rock pensaba que estamos peleados.

-Esa cosa de River-Boca.
-La cosa del River-Boca, pero en este caso River-River porque los dos somos de River. Almendra fue el primer grupo que me voló la cabeza, que dije ¡wow! Eso sin desmerecer a los otros próceres inventores del rock, porque realmente una vez que se está andando es fácil subirse, pero ¡hay que empezar arrancando!

- ¿La indómita luz, es de Luis?
-Si, nos juntábamos en casa y él venía con libros sobre la inquisición, las monjas que se inmolaban y todo este tipo de cosas. Y realmente fue un placer tan grande estar con él, al mismo tiempo que estábamos cantando eso en la tele se me quemo mi casa, increíble, y Luis se sintió culpable él y yo decía: “¡No Luis para!” Pero realmente fue, uno de los más grandes de acá.

-¿La música es el gran amor de Charly?
-Si, y muy celosa.

-¿Y cuándo se enoja o te cela?
 -Cuando por ejemplo empiezo a tocar un tema y alguien entra en la sala y me distrae, pero es muy linda. Me hiciste acordar a Mercedes Sosa, ¡que grande era la Negra! increíble, increíble. Eso es una cosa que me gusta a mí, a mí me parece que los fans se divierten más que los músicos. Yo cuando soy fan y voy a ver a Paul Mc Cartney me muero ¡Es mas divertido!

-¿Y qué te pasa cuando ves lo de Luis, lo de Mercedes,  lo de Gustavo? ¿Cómo vivís la vida, cómo lo sentís?
- Te agarra un gran dolor ¡Se murió Prince, mi madre!

-¿Y como ves el mercado de la música hoy?
-A algunos no le quieren pagar regalías, esto es un caos, en esta nueva forma de distribuir la música el único que gana no sé quién es, el dueño de la compañía. Perdón eh,  pero se está haciendo difícil.

- ¿Qué canción te gusta tocar a la mañana cuando te levantas?
-No me levanto a la mañana (risas). Arranco tipo once, doce.

-¿Qué se viene después de estos shows en Buenos Aires y Rosario?
-Alguien me dijo el Madison Square Garden pero me parece que era sanata. No sé. Estoy muy bien, estoy con una banda que me gusta mucho y que suena bien. Y estoy haciendo otro tipo de esquema, por ejemplo prohibí el catering ¿Quién va a comer esa porquería que te ponen? Me permito hacer esos rayos de la Torre de Tesla; Tesla era un ingeniero matemático e inventó la electricidad, no fue Edison, le robaron la patente.  Y además el tipo quería hablar con los marcianos, o sea, la torre era para hablar con Marte ¡Y era gratis! Eso era lo que le molesto a los norteamericanos, allá gratis no puede haber nada. Al final apago la luz de toda la ciudad, “¿Así que no crees?” pa pa pa.  Y me pareció una metáfora, analogía, lo que sea, sobre la utopía. Los tipos utópicos que tienen ilusiones que no es todo guita, guita y guita. Y este Tesla murió con 2 dólares y 25 centavos, pero paraba en el Plaza Hotel.  Extraño el Faena, mi viejo era tipo Tesla era matemático físico, hizo el Faena.

-¿Hizo el Faena?  Tu viejo entonces era un tipo medio ingeniero groso.
-Sí, ahí, traían de Holanda los silos que son los barcos donde vienen los cereales y esas cosas. Era un tipo divino, realmente lo extraño mucho.

-¿y cuál es hoy la utopía?
-Dejar el telefonito un rato empezar a tocar cuerpos, no hacer mal a nadie, progresar pero no progresar para uno solo si no hacer como Tesla.

-Siempre se dice “Volvió Charly” ¿Estás de vuelta de algo o siempre estás yendo?
-El chiste seria: “yo estoy dado vuelta”, pero no, ¡Que horrible estar de vuelta! No. Yo voy a donde se juntan las líneas paralelas, eso lo dijo Yoko, porque las líneas paralelas no se juntan  nunca.

-¿Entonces una eterna búsqueda?
-Sí, y a mí me divierte.

-¿La próxima canción, la planeas la sentís? ¿Cómo compones hoy?
-Y pero si lo digo todos me van a robar.

-El otro día escuche a alguien hablando de vos con el  que alguna vez habrás estado distanciado, Andrés Calamaro.
-¿Andrés? Ahora hablamos todos los días, bueno no todos los días pero me llama.

-¿El tiempo cura todo?
-¡O enferma todo! Lo que pasa que yo nunca tuve un problema así, como te puedo decir, pegarnos, o nada. A él le gusta mucho la corrida de toros, eso no me convence. Y bue los artistas somos así.

-Antes hablamos de los Millennials y me quedé pensando en tu canción “Primavera” y me parece que habla de este momento de tu vida. ¿Sentís que ya pasó todo lo malo y que vivís la primavera de tu vida?
-La primavera de mi vida espero que me dure. Primavera es una canción que alude a la rebelión juvenil, “al fin llegó la primavera”, basta de ir a la escuela, basta de, bueno, a mí me gustó mucho.

-Y hablas de los celulares y su gramática fatal.
-¡Y yo no tengo celular!, nadie me creen pero no tengo. Ni se hablar por teléfono.

-No quiero irme sin preguntarte; ¿Dios, o no hay nada? ¿Crees que hay algo?
-Te digo que en una parte de mi vida le daba bola a eso, sobre todo porque mi profesora de piano era híper católica y lo que hablaba ella era de los músicos y parecía que cuanto mas sufre un músico mejor es ¡A Chopin lo mató la mujer!

-¿Vos necesitaste sufrir para componer?
-No, o sea, todas las emociones  están al servicio de la música así que si vamos a sufrir es mejor sufrir y terminar una canción que quedarse sin nada.

-Yo te quiero decir gracias por dos cosas, la primera por esta nota, la segunda es por ponerle música, ser la banda de sonido de la vida de y un montón de gente que nos ve en casa yo, que he hecho muchas notas y alguna vez, creo en el 95 después del Mtv Unplugged, te hice una nota rápida y este momento lo espere mucho en mi vida y te quiero decir gracias en nombre de todos los tipos del otro lado, gracias Charly, gracias.
-De nada loco, chau.

Edición Hernán para Cinema Verite.

viernes, 31 de agosto de 2018

Muy alto en la torre Charly García fue protagonista de una noche inolvidable en el teatro Gran Rex.

Con una lista de 25 canciones y una performance vocal que mejora con cada presentación, Charly García protagonizó un concierto inimaginable en el teatro Gran Rex donde se escuchó una banda bien compacta y hasta hubo un encuentro cumbre con David Lebon para hacer dos temas de Seru Giran.


El show siguió el concepto de "La Torre de Tesla” usado como símbolo de la utopía que viene acompañándo a Charly en sus presentaciones oficiales en este año 2018; ya van tres en Buenos Aires, dos en Córdoba y el sexto será el 5 de septiembre en Rosario. Actualmente es parte de la religión que los eventos se anuncien “casi” de sorpresa dos días antes de habilitar la venta, y es fija que se agoten en minutos las entradas por internet y a las pocas horas en boletería (aunque en esta ocasión -quizás por la altura de mes y cierta incertidumbre económica reinante- hubo un remanente de entradas que se terminaron “recién” el domingo a última hora).

Desde temprano las puertas del Gran Rex se llenaron de cientos de fanáticos del genio del oído absoluto con sus clásicos brazaletes “Say No More” y remeras acordes. Ya adentro, cerca de las 21:20, la audiencia recibió los acordes iniciales de “El aguante” mientras “La torre” desde el centro del escenario tiraba rayos eléctricos. Con sombrero y saco azul de lamé García estaba cómodo en la punta izquierda del escenario, en el medio Rosario Ortega y como contrapartida, el teclado del Zorrito en la esquina opuesta y, atrás, los tres músicos chilenos, de izquierda a derecha: el guitarrista Kiuge Hayashida, el bajista Carlos González y el baterista Toño Silva.

Al tema inicial le siguió el único de Sui Generis de la lista, “instituciones”, continuado con "No soy un extraño" (donde cantó “Enciendo un porro para despistar”), tema que hizo que Charly se sacara el sombrero ante su propia obra. Marcando una noche que sería bastante verborrágica para García alguien en especial del público le llamó en un momento la atención, "mirá, está mi doble ahí. Ojo al piojo, eh, sí a vos. Ver a alguien parecido a vos ahí, que pagó la entrada y todo, te da impresión”, dijo sorprendido.

Anunciando que "Hoy es el día en que muere el rock" el espectáculo siguió al son de "Cerca de la revolución", con arenga incluida: “vamos que esto no es cumbia” tiró García. De excelente humor, entre "La máquina de ser feliz" y "King Kong", urdió una especie de chiste, "Say no more thank you Argentina… Peor sería Guns N´Roses. Pistolas y rosas -con ese tipo con el sombrero- hay que parar está invasión desmesurada tipo Trump al revés", largó.

A esta altura quedó en  claro, que Charly tiene un apoyo mas que sólido en su colosal obra; a la cual Random, su último disco, sumó un capítulo más que digno, y en la lista se mechan muy bien canciones como “La máquina de ser feliz”, la sublime y melancólica “Lluvia”, “Rivalidad”, “Otro” y "Believe", que se la dedicó a Pete Townshend, su ídolo de The Who.
Y hablando de ídolos, pidió "un brindis por el Flaco Spinetta" antes de hacer "Rezo por vos", la canción que compusieron juntos y, casi pensando en voz alta, dijo: "y la gente decía que nos odiábamos, al final entendieron", claro, son todos estos años de gente y de haberse metido ambos -como pocos - en el inconsciente colectivo argentino.

En la profética “Reloj de plastilina” Charly se despachó con varios solos de piano, luego haría parar la intro de "Asesíname" diciendo "qué músicos independientes... ¡nadie me mandó una carta documento para avisar que empezaba el tema!". Así pasaron "Yendo de la cama al living" y "In The City That Never Sleeps", que según su autor  fue: "un intento por entrar en el mercado anglosajón, sea eso lo que mierda sea." "Cuchillos” dispara directo al corazón con el recuerdo de la Negra Sosa: “Yo no me arrodillo ante nada, pero ella...”, señala Charly a la foto proyectada de la voz de Latinoamérica provocando una unánime ovación. Posiblemente haya sido la mejor interpretación de la noche y hasta mereció una edición oficial en el canal de Youtube del cantautor.

Como para no dejar descansar a la concurrencia de tener emociones fuertes llegó el momento cumbre, casi un regalo extra y el único invitado. "Entre tanto cariño y amor, quiero invitar a un compañero de ruta", dijo Charly antes de presentar a su ex compañero de Serú Girán, David Lebon. El guitarrista apareció con su Gibson y dijo: "Estoy feliz de estar acá, aunque no nos veamos todos los días, te amo y sé que vos también me amás". "Un aplauso para los dos ¡Vivíamos juntos!", agregó Charly, antes de despacharse con “No llores por mí, Argentina”, "Es solo rock and roll, but I like it", cantó Charly al final del tema. David amagó con abandonar el escenario, pero Charly le pidió que se quedara para hacer "esa canción que tanto te gustaba, la historia de una groupie". Cantando a dúo, los músicos interpretaron “Peperina” y todo el público se paró a gritar “¡Te amo, te odio, dame más!”.
Ya pasaban las diez de la noche del martes, después de despedir a Lebón y de tocar "Influencia", Charly le preguntó al Zorrito, “¿qué canción viene ahora?", a lo que el tecladista respondió que venía "Promesas sobre el bidet". Charly pidió "un aplauso para esta banda que Dios creó", y arrancó una potente "Demoliendo hoteles" con la que se cerró el telón.

Ahí la espera por los bises se alarga, pero la gente se quedó en su lugar, coreando primero un “Borobombón, esta es la banda de Say no More” y luego una seguidilla de canticos político-sociales: “Mauricio Macri, la puta que te parió, “Aborto legal en el hospital”, “Unidad de los trabajadores y al que no le gusta se jode” y “Macri basura vos sos la dictadura”. Al parecer no los detuvo el concepto de “cómo dejé de preocuparme por el Gobierno y amé la Torre” que estaba reproducido en los programas y las puertas del teatro. El que si se lo tomó al pie fue un espectador de pelo largo del superpullman, que pierde la paciencia: “Loco, basta, para qué mierda mezclan a Charly con la política” gritaba.

Fueron 20 minutos de parate en total, y -cuando la gente estaba ya cantando a capela “Inconsciente colectivo” y partes de “Rasguña las piedras” y “Seminare”- casi sin esperanzas de que se volviese a abrir el telón, eso fue justo lo que pasó. La banda sale de nuevo y canta “Los Dinosaurios” y el muchacho que se preocupaba por las mezclas políticas se llama a silencio  ante las miradas de quienes lo rodean, a esta altura hay que entender que Charly García no puede ser considerado “apolítico”, en tal caso será “apartidario”.
Sobre el final Charly mismo no puede evitar un “Qué temazo” al terminar “Pasajera en trance” pero es “Shisyastawoman” el tema que hace oficial el cierre de la noche. “Chau, gracias, hasta la próxima” se despide simplemente García, cerrando por enésima vez en tantos años el telón del Rex.


Un párrafo aparte merece la cinefilia del anfitrión, ya que las pantallas no son sólo para los rayos eléctricos de la Torre, sino también son usadas para reproducir partes de “2001 odisea del espacio”, de “Psicosis”, de “King Kong” (la versión original de 1933), de “Toro salvaje”, de “El increíble hombre menguante”, “Los productores”,  “The Devils” y “Springtime for Hitler”. Todo funcional a las canciones y combinado con imágenes icónicas de García como cuando se tiró a la pileta en Mendoza.

Está claro que ya a esta altura de las circunstancias Charly renace siempre en el escenario con el halo de una leyenda, de un sobreviviente y nadie quiere perderse esta enésima reencarnación del fénix de la música popular vernácula.



Lista

01-El aguante
02-Instituciones
03-No soy un extraño
04-Cerca de la revolución
05-La máquina de ser feliz
06-King Kong
07-Lluvia
08-Believe
09-Rezo por vos
10-Fax U
11-Otro
12-Reloj de plastilina
13-Rivalidad
14-Yendo de la cama al living
15-In the City That Never Sleeps
16-Asesíname
17-Cuchillos
18-No llores por mí, Argentina (invitado David Lebón)
19-Peperina (invitado David Lebón)
20-Influencia
21-Promesas sobre el bidet
22-Demoliendo hoteles
23-Los dinosaurios
24-Pasajera en trance
25-Shisyastawuman

Hernán para Cinema Verite
Foto: Nicolás Aboaf

lunes, 27 de agosto de 2018

Charly García vuelve a Rosario con la Torre de Tesla el 5 de Septiembre

ENTRADAS A LA VENTA A PARTIR DEL MARTES 28 DE AGOSTO.


IMPORTANTE: Se venderán hasta 4 (cuatro) entradas por persona por los puntos de venta y sistema web. Las entradas van desde $800 a $2000 (más costo de servicio)

El miércoles 5 de septiembre volverá a los escenarios el músico más importante y consagrado de nuestro país. Será en la ex Rural, presentando “La Torre de Tesla”, su show más reciente. La carpa hangar será testigo de una noche única.

Agotando los shows de Córdoba y de Capital Federal en minutos, el artista llega en un momento de esplendor donde repasa todo su repertorio y cancionero más destacado.

El concierto recorre todos sus clasicos desde “Instituciones” hasta su nueva producción lanzada en el 2017, “Random”.

PUNTOS DE VENTA A PARTIR DEL MARTES:

RosarioRock.com (Palace Garden, Corrientes 755)
Alcohol (Mitre 868)
TuEntrada (www.tuentrada.com)

Límite Producciones

jueves, 23 de agosto de 2018

Charly García se presentará en el teatro Gran Rex por segunda vez en el año el 28 de agosto



Charly García no para. Luego de los recitales que brindó este año en diferentes escenarios de Buenos Aires, y también en Córdoba, todo indica que el prócer del rock nacional volverá a tocar en el teatro Gran Rex el martes 28 de agosto.
Desde el entorno de Charly dejaron trascender que el recital de la semana que viene seguiría en la misma línea de los shows denominados La Torre de Tesla, con pocos cambios en relación a la lista de temas, pero a diferencia de los anteriores, con "un lujo de invitados".
El foco estará puesto en la idea de seguir compartiendo algunas canciones de Random -el álbum que García lanzó en febrero de 2017, con el cual ganó el premio Gardel de Oro-, como Lluvia, Rivalidad y La máquina de ser feliz, entre otras, y hacer sonar sus innumerables y eternos clásicos.
García, de 66 años, tuvo un paso exitoso por Córdoba en julio pasado: dio dos shows en La Plaza de la Música con entradas agotadas para presentar su espectáculo La Torre de Tesla. Vale aclarar que este 2018 sigue siendo uno de los más fructíferos años del músico, en comparación a los últimos tiempos, en cuanto a su salud y presentaciones en vivo.
Dando cuenta de una notoria mejoría, el hombre del bigote bicolor mantuvo durante este año una gran actividad, que incluyó su presentación en el teatro Coliseo el 15 de febrero, su paso por el escenario del Teatro Vorterix, como invitado de Turf, y un par de apariciones junto al ingeniero de sonido de The Beatles, Geoff Emerick, y a Alejandro Lerner. Además de su impecable presentación en el Gran Rex, el lunes 30 de abril, y sus dos shows en Córdoba, García tuvo un encuentro muy especial con Diego Armando Maradona a principios de agosto.
Ahora, todo va viento en popa para una nueva salida a escena de Charly, quien durante sus últimos recitales se mostró en buena forma al mando de sets sin interrupciones donde repasó -además de algunas canciones de Random-, parte de su historia con Sui Generis (con el tema Instituciones), Serú Girán (con No llores por mí Argentina) y varias etapas de su camino solista.
En la sala de la avenida Corrientes, García volverá a ser acompañado, como desde hace mucho tiempo, por el 'Zorrito' Fabián Quintiero en teclados, Kiuge Hayashida en guitarras, Toño Silva en batería, Carlos González en bajo y Rosario Ortega en voz.
Y una vez más, todo hace suponer que las entradas se agotarán en unos pocos minutos, la venta esta programada para mañana a partir de las 10 de la mañana en boleterias del teatro y por sistema ticketek. La venta en boletería es por orden de llegada, sólo en efectivo y máximo 4 entradas por persona.

  • PLATEA PLATINO - $2200 + $265*
  • PLATEA ORO - $2100 + $250*
  • PLATEA PLATA - $1950 + $235*
  • PLATEA BRONCE - $1800 + $215*
  • PLATEA BRONCE LATERAL - $1750 + $210*
  • SUPER PULLMAN FILA 1 A 5 - $1950 + $235*
  • SUPER PULLMAN FILA 6 A 10 - $1750 + $210*
  • PULLMAN FILA 1 A 7 - $1550 + $185*
  • PULLMAN FILA 8 A 13 - $1350 + $155*
  • PULLMAN FILA 14 A 19 - $1100 + $135*
  • PULLMAN FILA 20 A 24 - $900 + $110*
  • PULLMAN (SOLAMENTE FILA 25) - $700 + $85*

viernes, 10 de agosto de 2018

Billy Bond y La Pesada atacan de nuevo con ¿No Te Sobra Una Moneda? de Charly García

En 1974, Billy Bond abandonó la Argentina dejando atrás La Pesada del Rock & Roll, la súper banda que lideró en la convulsionada primera mitad de la década del 70.
Invocando ese espíritu comunitario, 45 años después regresó a un estudio de grabación para registrar “¿No te sobra una moneda?”, una joya semioculta escrita por Charly García en 1978. En su primera versión, publicada aquel año en el álbum Billy Bond & The Jets, la canción fue cantada por el propio Bond, con Serú Girán como banda camuflada dentro de The Jets.


El reencuentro del “Bondo” con Charly, que no se veían desde 1979, se materializó en marzo de este año; aunque ya habían retomado contacto telefónico en la primavera anterior. Al poco tiempo Billy fue invitado por García a subir al escenario para cantar precisamente este tema en su show “La Torre de Tesla”, fue uno de los grandes momentos de Charly en el Gran Rex.
 El anfitrión recibió con honras a quien fuera su primer artífice y ambos se unieron en una potente versión de este clásico “fantasma” de los inicios de Serú Girán (aunque la banda nunca lo grabó, era interpretado frecuentemente en sus presentaciones). La amistad entre Giuliano Canterini, tal fue bautizado Billy en su Italia natal, y “Charlie” se remonta a 1972, cuando Bond lo descubrió a él, que junto a Nito Mestre,  formaban el muy joven dúo llamado Sui Generis, y desde entonces ofició como su productor en toda su primer etapa discográfica.
“Vine unos días a Buenos Aires, me rencontré con Charly, y me dí cuenta que no soy su amigo, soy su hermano. ¿Sabés por qué? Porque me lo dijo él. En el escenario, cuando subí, me dí cuenta de que estábamos recontra conectados. Y él me recordó, siempre lo hace, que cuando en el año ‘72 vino a mostrarme los temas de Sui Generis, yo estaba mudo. Él creía que yo los iba a mandar a la mierda, pero apenas empezó a tocar el último tema, Canción para mi muerte, le dije a Jorge Álvarez: ‘Listo, contratalos’. Y no me equivoqué: fue el grupo que acercó a la clase media al rock. A las chicas que iban al colegio y a sus madres. Sustentaron el gusto de lo que vino, y el negocio. Hasta entonces, el rock era cosa de machos, y estos pibes ampliaron el negocio”, cuenta el Bondo.
Fito Páez, que sumó a la grabación su teclado para agregar cuerdas y un clavinet recordó: "Yo descubrí esa canción a través del disco de Billy Bond & The Jets, y me voló la cabeza. Nunca entendí por qué Charly nunca lo puso en un disco suyo. Es un temón y una radiografía del fan, que se adelanta a los 90. Ese miembro de la tribu, el chiquito perdido entre las pastillas, el alcohol y las cagadas a palos de la policía, que quiere divertirse, pero es consciente de que la está pasando mal, además, Charly es el primer tipo que usó la palabra 'joint' en una canción".
Sobre la idea de volver a los estudios de grabación dice Bond: "después de que Charly me invitó a cantar, como el público me recibió con tanto cariño, Pelo Aprile me propuso grabar esta canción que habíamos cantado juntos, al principio no le encontraba mucho sentido, hasta que se me ocurrió hacerlo para ayudar al Negro Medina, que está enfermito. Y queríamos hacer algo que lo ayude en serio.”
“¿No te sobra una moneda?” fue grabada a fines de mayo en los míticos estudios ION. Además de su lanzamiento en plataformas digitales, en las próximas semanas verá la luz un vinilo de 45 rpm, cuyo lado B es una nueva versión de “Gracias al cielo”, un clásico de La Pesada, que Bond volvió a registrar (junto a otros invitados) para beneficiar con sus regalías a Alejandro Medina, autor del tema. También quedaron registrados los temas, “Para que nos sirven” y "Conscientemente” de futura aparición. "Pensamos en grabar solo dos temas, como adelanto de la reedición de los discos originales de La Pesada; pero cuando vi que era tanta gente, sumamos dos más", contó al respecto Billy.

Ficha de la grabación: 

Grabado en: Estudios Ion
Mezcla: Estudios Happy Together (Billy Bond, Charly García y Sebastián Quirno)
Productor: Billy Bond
Consola: Osvaldo Acedo
Músicos: Billy Bond (voz), Charly García (teclados), Fito Páez (teclados), Hugo Fattoruso (piano), Javier Malosetti (bajo), Dante Spinetta (guitarra stratocaster), Claudio Gabis (guitarra), Juanito Moro (batería), Sergio Dawi (saxo), José Lavallén (guitarra) y Nicolás Daniluk (batería)
Producción General: Pelo Music



Por: Hernán para Cinema Verité.

martes, 31 de julio de 2018

Charly García, segunda noche en Córdoba con su Torre de Tesla.



El artista hizo su segunda y última presentación en Córdoba donde repitió una Plaza de la Música colmada y emocionada con cada uno de sus temas.
Charly lo hizo una vez más y por segunda vez en dos semanas hizo explotar la Plaza de la Música este lunes, recorriendo buena parte de las canciones que conforman su exitosa y prolífica carrera.
Aún sonaban los últimos acordes de Demoliendo Hoteles, cuando Carlos Alberto García Moreno dijo “es todo”, y se levantó de su sillón para bajarse del escenario y no volver ya.
Previo a todo esto, durante más de una hora y media, Charly y su Torre de Tesla (el nombre del espectáculo) no sólo había demolido hoteles, sino también los corazones roqueros de miles de personas de distintas edades que se llegaron a rendirle tributo a un “Dios vivo” de la música.
El repertorio de García alternó canciones extremadamente populares (si vale el término para hablar de la historia de Charly) hasta otros temas que no eran coreados por todos los que estaban presentes en la Plaza.
Estuvo de muy buen humor, interactivo con la gente, animándola a cantar y aplaudir. Si hasta en un momento dijo “ustedes son un gran público”.
Sólo tuvo algún enojo cuando una cámara de las que filmaba el recital (las oficiales y que transmitían las imágenes en la pantalla gigante) cuando se colocó delante de él y debajo del escenario. Le hizo señas de que no la quería ahí y hasta se mandó un “I hate you” (te odio).
Y así fueron pasando desde el arranque de El Aguante, tema con el que había cerrado su mas emotivo show cuando volvió el año pasado a los escenarios en la sala Caras y Caretas, Instituciones, No Soy un Extraño y Cerca de la Revolución, tema que despertó el primer pogo y revoleo de pullóveres entre el público.
La Máquina de Ser Feliz, King Kong (acá dijo que el simio era “cooooordobesss”), Lluvia, otra canción a coro del 100% de las personas que estaban allí, el mágico Rezo por Vos, con una sucesión de imágenes que seguramente escandalizarían al Arzobispado local.
Antes de una pequeña pausa, Charly cantó Fax U, Reloj de Plastilina, Rivalidad, Yendo de la Cama al Living, In the City, Asesiname y Cuchillos.
Pero, el final de esta primera parte llegaría con tres “puñaladas” al corazón de los presentes: No Llores por mí Argentina, Me siento mucho Mejor y Promesas sobre el Bidet. Si no estuvieran advertidos, muchos espectadores pensarían que ahí terminaba todo, pero no, faltaba más.
El cantito. Antes de retomar el final, y mientras el público esperaba, surgió desde un grupo, el cántico que pone los pelos de punta al partido gobernante de Cambiemos. Sí, el “MMLPQTP” empezó a crecer y se hizo bastante masivo en algún momento esperando el retorno de García.
Si a alguien le quedaba alguna duda respecto de si Charly había podido escuchar lo que pasaba, ni bien regresó arrancó con el emotivo Inconsciente Colectivo y hacia el final, con los últimos acordes de piano metió un “Mauricio Macri la puta que te parió”. Ovación total para el artista.
El final fue con No se va a Llamar mi Amor, Anedhonia, Los Dinosaurios, No Importa y lo ya dicho, Demoliendo Hoteles.
Charly García pasó por Córdoba, inoxidable, intacto, es cierto sin la misma voz que en sus mejores épocas, pero con un manejo del escenario, repertorio e instrumentos que hizo valer la pena cada centavo invertido por quienes lo disfrutamos durante las dos jornadas que presentó su Torre de Tesla. Hasta pronto Maestro, nos vemos a tu regreso.

Por José Reyna

Lista de Temas:

1 El Aguante.
2 instituciones.
3 No soy un extraño.
4 Cerca de la Revolución.
5 La máquina de ser Feliz.
6 King Kong.
7 lluvia.
8 Rezo por vos.
9 Fax u.
10 Otro.
11 Reloj de plástilina.
12 Rivalidad.
13 Yendo de la cama al living.
14 In the city.
15 Asesiname.
16 Cuchillos.
17 No llores por mí Argentina.
18 Me siento mucho mejor.
19 Promesas sobre el bidet.
20 inconsciente colectivo.
21 No se va a llamar mi amor.
22 Anhedonia.
23 Los Dinosaurios (final Kashmir)
24 No importa
25 Demoliendo Hoteles.

jueves, 26 de julio de 2018

Charly García no defrauda. Su show en Plaza de la Música: “¡Aguante Córdoba!”


Charly García se reencontró con los cordobeses y no defraudó

Charly cantó mucho y habló poco; lo necesario para despertar más aclamaciones


5 de julio de 2018  • CORDOBA.- La leyenda regresó y no defraudó a las 3200 personas que coparon la Plaza de la Música para escuchar, idolatrar, extrañar a Charly García. Con "La torre de Tesla" convocó a sus seguidores de siempre (más 50 años) y a los de menos de 20 que no pudieron verlo en sus mejores momentos, cuando se convirtió en un dios del rock nacional.
La vuelta a la provincia de Córdoba fue cuatro años después del espectáculo que presentó en el Cosquín y que terminó con una etapa de muchos shows que parece haber retomado este año.
El show mezcló nuevos y clásicos y no decepcionó a nadie. Comenzó con "Instituciones", solo ocho minutos después de las 21: la puntualidad exacta que obligó a muchos a recordar los tiempos en que el horario de su aparición era una incógnita.
En este espectáculo las canciones de Random -"La máquina de ser feliz", "Lluvia", "Otro", "Rivalidad"- fueron coreadas con el mismo entusiasmo que aquellas de siempre, las que todos le piden que no deje de cantar. Así pasaron "Cerca de la revolución", "Rezo por vos", "Reloj de plastilina" y "Yendo de la cama al living".
El público siguió con atención también lo que pasaron las pantallas gigantes en las que se sucedieron desde imágenes de distintas etapas de la vida Charly hasta el atentado a las Torres Gemelas, mezcladas con viejas películas.  Charly cantó mucho y habló poco, lo necesario para despertar más aclamaciones. "King Kong es cordobés", dijo después de ese tema y -casi al final- advirtió: "Lo que dicen los diarios a veces es cierto y, a veces, no". Luego presentó "Cuchillos" y contó que se la hizo a su amiga Mercedes Sosa, pero aclaró que "no lloró".
Interactuó con la gente básicamente con gestos, como un director de orquesta. Solo hubo un corte de cinco minutos en la sucesión de canciones. A su regreso el público no volvió a sentarse; quedaban cinco de los 24 temas que interpretó. Fue toda una fiesta.
Como siempre, lo acompañaron Fabián "Zorrito" Von Quintiero en teclados; Toño Silva en batería, Carlos González en bajo, Kiuge Hayashida en guitarras y Rosario Ortega en voz.
"Rosarito", como la llama Charly, sacó un pañuelo verde en medio del recital y se lo ató a la muñeca para mostrar su apoyo a la legalización del aborto. "¿Qué hacés con esa cosa verde?", le dio pie él, de saco plateado (que reemplazó por el negro de Say no More en la segunda parte) y siempre sentado detrás de su teclado.
Los 90 minutos del show no alcanzaron y, cuando el hombre del oído absoluto se despidió con "Demoliendo hoteles", muchos siguieron coreando sus temas.
Charly se quedará una semana en esta ciudad; llegó el domingo para "adaptarse", probó sonido el martes a la tarde y esperará aquí la segunda presentación, el lunes próximo. Las entradas salen hoy a la venta.
Aunque no faltaron los que se iban comentando que Charly "no es el mismo" y que no canta igual, la noche fue perfecta. Tanto que algunos se fueron derecho a hacer fila para conseguir una entrada y regresar el lunes.

Por: Gabriela Origlia para La Nación

Lista de Temas:

1 instituciones.
2 No soy un extraño.
3 Cerca de la Revolución.
4 La máquina de ser Feliz.
5 King Kong.
6 lluvia.
7 Rezo por vos.
8 Fax u.
9 Otro.
10 Reloj de plástilina.
11 Rivalidad.
12 Yendo de la cama al living.
13 In the city.
14 Asesiname.
15 Cuchillos.
16 No llores por mí Argentina.
17 Me siento mucho mejor.
18 Promesas sobre el bidet.
19 inconsciente colectivo.
20 No se va a llamar mi amor.
21 Anhedonia.
22 Los Dinosaurios.
23 No importa
24 Demoliendo Hoteles.

miércoles, 25 de julio de 2018

Charly García "Yo creo en la utopía, creo en la magia, no soy ningún loco"



-Bueno Charly bienvenido a córdoba y te recibe esta ciudad con entradas agotadas en 10 minutos ¿te enteraste el fenómeno ya, no?
-Sí, yo tenía la intuición, por qué hace un mes hice recitales en Buenos Aires tipo ¿y que tengo para dar?, bueno ensayemos, salió bien e hice sacar algunas cosas que ya me parecían excesivas; como en el camarín, ¿cómo  se llama?

 -¿El catering?
-Sí, suspendí el catering que no sirve para nada. Bueno, me quede; salvo Palazzo; sin managger. Elimine el cátering, los managers y una serie de cosas. Así que estoy bien, estoy contento.

-¿Y así estás mejor, así sin catering, sin manager se trabaja mejor?
-Sí, lo que pasa que para mí tocar no es un trabajo, es una comunión entre el que me viene a ver y yo. Y eso lo hago con mucha consciencia, o sea, no me quedo ahí por la calle boludeando. Voy, ensayo, pruebo cosas nuevas.

-A mí lo que me sorprendió en los últimos shows en Buenos Aires es ver mucha gente joven que quizás te ve por primera vez.
-¿Como se llaman?, los chicos,  jóvenes…

-Los “millenials”.
-¡Y con eso rompí todo! me aseguré público hasta no sé…, duermen en la puerta de casa, chicos muy pobres, con los padres vienen algunos. Yo estuve notando eso, como que los que me hinchaban las bolas entendieron por fin, claro.

-¿Vos pensás que son herencia de los padres eso o es algo que están descubriendo ellos mismos? ¿cómo sentís que es?
-Mirá, algunos vienen al camarín y me cantan un tango por ejemplo. Yo creo que son las dos cosas, los que crecieron con Sui Generis y todo eso y a los chiquitos nuevos que les gusta, no sé, pegue onda como se dice.

-¿Te rejuvenece eso que tu público sea joven también?
-Sí.

-Hay que decir que ahora estás tomando un Baileys, estas contento, estás como rozagante acá en Córdoba.
-¡Bueno, no exageres! (risas). Es que yo soy amigo de Palazzo y cuando me comunicó las buenas nuevas, realmente me parece una cosa qué tiene que ver con Tesla, que era como que regalaba electricidad, el invento la electricidad. El decía que era  utópico, es un tipo que pensaba que iba a hacer una torre para hablar con los marcianos ¡y la hacía! Yo creo en la utopía, creo en la magia no soy ningún loco.

-¿Cómo es el día a día de Charly hoy que haces? ¿Te levantas, estas así como en una furia compositiva o tranquilo la cosa?
-No, estoy tipo Tesla, o sea pienso algo, sueño algo, y al toque lo hago y estoy con una invasión de composición muy fuerte, hago un tema hoy, hago otro mañana. Así, vivo en una burbuja falsa, en una burbuja hecha de inspiración y bueno, tengo sorpresas. Como la de acá en Córdoba.

-La última vez que te encontramos en el aeropuerto dijiste el rock nació mal. ¿Hoy que podes decir del rock? Porque algunos hablan como de una crisis en general del rock, no sé. ¿Qué opinas vos?
-Rock sin crisis no existe. La crisis sería como Edison, porque bueno, Tesla trabajaba para Edison y él fue el que diseñó todas esas cosas pero Edison le robaba las patentes.

-¿Sos de chequearte o de ver el Charly de hace 20 años, hace 30 años?¿O no?
-Mira, yo no tengo celular no tengo nada de eso, no quiero que me llamen. No, a mi lo de las redes no, para lo único que sirven es para sacarte plata de los discos.

- Y que vos estés acá hoy programando el recital del miércoles, más la nueva fecha del 30 ¿es producto de qué?
 -¿Porque está estoy acá? Porque me paga Palazzo [Risas]

-Bueno debe haber una cosa menos terrenal que eso...
-¿Menos terrenal? Y loco, loca, perdón. Siempre tuve problemas con los managers, siempre, y pasando el tiempo mas porque la torta era más grande. 
Y poder comunicarme con la gente, los chicos estos, los padres de los chicos estos y que realmente yo note que lo estoy haciendo con gusto y la gente me demuestra que me creyeron un montón de cosas, ¡Que eran ciertos! Así que no puedo estar mejor.

Por: Silvia Pérez Ruiz
Transcripción: Hernán para Cinema verité